Les partis arabes en astrologie traditionnelle, astrologie, mythes, paganisme … / www.adelaferrer.es | Assurance homme clé

Accueil – Cours et conférences

Les partis arabes en astrologie traditionnelle

Les partis arabes en astrologie traditionnelle

Selon Ali Ben Rachel

Ce travail n'a pas l'intention de faire de nouvelles contributions. Il s’agit de la collecte et de l’arrangement de

Parties arabes auxquelles ils sont exposés dans le "Livre des étoiles".

Les astrologues classiques ont observé, pour chaque question ou chaque maison, une partie directement liée à la question et, à travers ce point, ont rendu leurs opinions. Dans cette manière de travailler, aujourd'hui, pratiquement seule la partie de la richesse est préservée, ce qui est absent de la collection actuelle.

Ces points de l'horoscope sont calculés en comptant, à partir de l'Ascendant, le même nombre de degrés séparant deux planètes données l'une à l'autre.

Pour calculer et utiliser la formule indiquée dans chacun d’eux, par exemple pour trouver la fête de vos amis, procédez comme suit: Hausse +, c’est-à-dire que nous ajouterons du degré de l’Ascendant (donc la présence du signe "plus" +) ou nous dirons – dans le zodiaque – autant de degrés que ceux qui séparent (également dans le zodiaque) Mercury Moon, dont la combinaison est exprimée comme suit: Lune / Mercure (bar / entre les deux ne signifie pas division, mais ce caractère est choisi pour les séparer).

Dans de nombreux cas, si la nativité est nocturne, les planètes doivent être inversées et les degrés qui séparent l’autre planète du premier de ceux impliqués dans la formule doivent être comptés dans le zodiaque.

Dans l'article "Rise and Decline of the Arab Parties", il existe une brève histoire entre les parties, leur signification symbolique et la raison des formules et de leur réduction ultérieure des abus.

Dans le "Livre final", il y a un bel exemple de savoir si ces points arabes ont été utilisés par des maîtres astrologues:

"Sa Alhecen, fils d'Alhecib: Un jour, il était avec moi, Abolabez, en l'an 230. Un vieil homme s'est approché de moi et m'a donné une lettre où il avait écrit une figure natale et m'a dit de l'interpréter. J'ai demandé qui était le sujet et il m'a parlé de son fils. J'ai examiné la figure et, après l'avoir analysée, Abolabez l'a prise, l'a examinée sous un ratillo et a déclaré: "La première chose à juger de cette nativité est que l'indigène est un fils infidèle et n'est pas le fils de celui qu'il prétend être son père. "Et j'ai dit:" Où le voyez-vous? " Il a répondu: "Ce vieil homme dit que cette lettre vient de son fils et que le père de celui à qui cette lettre appartient quatre ans plus tôt est mort et est mort la même année où l'enfant est né." J'ai de nouveau demandé: "Où est-ce que ça dit?" Et il répondit: "J'ai regardé le diplôme du père et je l'ai trouvé en face de Mars. Il n'y avait qu'un diplôme entre eux. J'ai trouvé la pièce dans la XIème Maison de l'Ascendant, qui est le 8 du quatrième et qui est la maison de la mort des parents, et c'était entre le parti et le saturn un degré, donc j'ai jugé que le père de cet indigène est mort l'année de la naissance de l'enfant, et ce vieil homme dit que l'indigène est son fils, alors le fils natal d'un fornix. "Puis le vieil homme nous a dit:" Je ne suis pas le père de cet autochtone, mais mon petit-fils, le fils de mon fils, et mon fils, son père, sont morts l'année de la naissance de l'enfant, comme l'a dit ce brave homme. "

Et en abondance dans ces cas-là: qui des astrologues modernes penserait, pour choisir un moment de mariage, pour se positionner dans des positions heureuses, pas seulement la maison IV et ses accessoires, mais aussi la portion de fortune et une partie de Haber? Les anciens ont réussi et ont apparemment réussi, puisque c’était leur travail, pas seulement leur travail quotidien ou leur prestige professionnel, mais bien souvent leur propre tête.

Ce sont, dans l'ordre alphabétique, les parties arabes et leurs dispositions d'après la copie du livre d'Iudizios:

Partie de:

Les partis arabes en astrologie traditionnelle

PARTIE DES AMIS

Rising + Moon / Mercury, de jour comme de nuit. (Correspond à la paix)

Amies C’est un autre sens que nous prendrons en compte dans les affaires évoquées à la XIe Chambre.

Vous connaîtrez l'état de santé de vos amis grâce au signe de la maison XI et du régent, des planètes de la maison XI, de la fête de Vénus et des Amis et de leur régent. S'ils sont les plus ou les plus prédominants, ils ont de la chance, ce qui signifie que le natif aura de nombreux amis et de nombreux compagnons, et encore plus s'il forme un aspect applicatif auprès du souverain de l'Ascendant ou inversement.

Lorsque la Maison XI est forte et chanceuse, ou s’il s’agit d’une fortune, et que le parti de l’ami est en règle et en règle vis-à-vis de l’Ascendant, les autochtones auront beaucoup d’amis et beaucoup qui l’aimeront bien et qui voudront de l’amitié avec les grands hommes, les nobles avec le pouvoir et le courage; Il sera vénéré et apprécié avec eux et pour eux, et à travers eux, il obtiendra profit, richesse et mérite.

Si ce parti et ses dirigeants sont en bon état, bien placés et arborent des signes cardinaux, l’indigène aura de nombreux amis et de nombreux compagnons; s'ils ont de la chance, ils recevront des avantages de leurs amis et ils les obtiendront de lui; Si vous êtes à la réception, vous serez aimé et aimé par vos amis.

Si cette section correspond aux angles, vous avez des amis familiers, familiers et forts.

Quand le Parti des Amis tombe au milieu du ciel ou dans des positions hautes et dominantes et ne fait pas partie de quelque chose de malheur, et surtout quand il tombe dans un signe fixe, cela signifie que les indigènes seront loyaux et sincères envers leurs amis et voudront de bons et sincères amitié avec ceux qui l'approchent et ceux qui l'accompagnent.

Si cette partie est dans la maison de cadence ou à l'abri des angles et est également en caractères cardinaux ou mutables, l'indigène sera un traître à ses amis et aura une faible amitié avec eux et ne sera pas attaché à l'amitié ou la compagnie et sera accompagné de gens terribles, méprisables, faibles et méchants.

Si vous êtes en XI ou en V, en IX ou III, votre amitié sera fidèle et solide et vos amis vous répondront de la même manière.

S'il est en II ou en VIII, en VI ou en XII, il aura de mauvais et infidèles amis.

Lorsque la Maison XI ne voit pas la Maison XI, ni Vénus ne voit le régent de la maison où elle se trouve, ni le régent du Parti des amis ne voit cette partie, cela signifie que l'indigène ne veut ni compagnie ni amitié avec les hommes, profiter ou la compagnie des autres ou des autres de lui, car il sera loin et loin des hommes.

Tout parti ou dirigeant du parti ou dirigeant de l'angle ou dirigeant de la triplicité qui est en Maison XI, a une signification bénéfique dans ce qu'il représente, à condition qu'il ne fasse pas partie d'un aspect malheureux ou sous les rayons du soleil, ni en signes d'automne .

Les partis arabes en astrologie traditionnelle

Une part d'amour et d'amitié (PARS AMORIS E AMICITY)

Ascendant + Vénus / Part of Fortune, de jour comme de nuit.

Cela a le même sens que la partie des joies.

Cette partie est de Vénus et signifie amour ou engouement, amitié, joie et plaisir de mentir avec les femmes, joies et joies. Quand vous voulez le juger, observez quel compromis et quel aspect d’application ou, au contraire, quel désaccord et quel aspect séparatif il a avec le dirigeant de l’Ascendant et il le dicte.

Les partis arabes en astrologie traditionnelle

PARTIE DE PLACEMENT ET DE RECHERCHE, DE PRIX ET DE PRISON ET DE SATURN: Ascendant + Saturne / Part of Fortune, et la nuit au contraire.

Cette section est tirée de Saturne et concerne également la Maison VIII.

Cette section fait référence à la science en général, aux études approfondies et aux connaissances anciennes; aussi aux prisons et aux prisons, comment leur échapper; De même, il s'agit de l'entretien des objets et de leur décoration; il s’agit également du fugitif, du voleur, de tout ce qui tombe dans un puits ou dans la mer; Elle est également liée à l’état du marché du travail, à l’action des labours et des semailles, à la fondation d’édifices et à la rareté; cela a également à voir avec les secrets des secrets; Enfin, comme tout ce qui a trait à Saturne fait référence à la vieillesse, aux duels et aux problèmes de la morgue.

Lorsque le Parti de la fortune entrera dans la formule, cette partie mettra un point positif sur tout ce qui précède, bien sûr, dans les cas où les fortunes en ont un témoignage, cela aggravera ou empêchera le bénéfice de l'attente.

Les partis arabes en astrologie traditionnelle

Une partie du volume et de la force (PARS FORTITUDINIS ET AUDACIE):

Rising + Mars / Une partie de la fortune.


Cela fait partie de Mars et signifie audacieux, courage, pouvoir, lutte, tromperie, cruauté, plaintes, voleurs, vol, massacre et sexualité crasseuse avec tromperie, trahison, relations sexuelles hors mariage, audace et désobéissance, malice et mensonge.

Quand vous voulez le juger, sachez où il se trouve et quels aspects il a avec l'Ascendant Almuten ou quel aspect séparant il a, et jugez comme nous l'avons dit à propos des autres parties.

Lorsque le parti Audacity est à l'un des angles, l'aspect de la richesse et de son dirigeant se forme également de cette façon, surtout s'il se trouve dans l'une des résidences de Mars ou du Soleil. ou si la lune est dans la résidence de Mars, ou dans celle du Soleil ou de Jupiter, ce qui en fait un aspect de Mars ou du Soleil, cela signifie que le natif sera le chef des chevaliers.

Lorsque l'un des matches est situé dans le foyer du trône de la section Audacity to Audacity et forme également le régent, cela signifie que le natif sera le gentleman des gentlemen.

Quand l’Ascendant, le souverain, le Soleil et la Lune sont en caractères masculins et inclinés vers Mars, c’est aussi un signe que le natif sera courageux, courageux, cruel et voudra tuer, en particulier si le parti Audacity rencontre Mars dans la maison IX ou dans III, ce qui en soi signifie aussi audacieux.

Quand Part of Audacity est ensemble, en opposition ou opposé à Saturne, cela signifie que l’indigène s’écartera de l’église et de la rivalité.

Les partis arabes en astrologie traditionnelle

PARTIE DE AZEMENA OU DE MALADIE

Ascendant + Saturne / Mars et contario dans les naissances nocturnes.

Avec le sens de la maladie, c’était un point très important lors du choix de la maison VI.

Si vous voulez en savoir plus sur les maladies, les causes et les troubles, regardez la Maison VI et le régent, le Parti des maladies et son dirigeant, ainsi que les planètes – fortunes ou accidents – c’est en maison VI, vous assisterez également à la lune et au régent de la maison. Il l'est, car elle affecte également les maladies.

Si la plupart de ces significations sont de la fortune et sont chanceuses, ou celles qui sont plus importantes parmi elles et ont plus de pouvoir dans l'horoscope, sont une fortune et sont chanceuses et puissantes, indiquant que les indigènes auront peu de maladies et seront propres et en bonne santé du corps.

Si, au contraire, des planètes malheureuses ou malheureuses dominent parmi elles, ou si la force de plus en plus grande de l'horoscope est une planète malheureuse ou malheureuse et est associée au souverain de l'Ascendant, cela signifie que les natifs souffriront de nombreuses douleurs et maladies, surtout si la planète est angle.

Si le plus puissant des personnages importants est Saturne ou une planète malchanceuse pour lui, cela signifie que les maladies dont souffriront les indigènes ressembleront à la phthisie, à la paralysie, aux hémorroïdes ou à l’hydropisie et, en général, à toute affection liée au froid, à la sécheresse et à une maladie grave. ce qui est difficile à guérir.

Si le plus puissant des significatifs est Mars ou une planète malheureuse de Mars, cela signifie que les maladies dont souffrira l'indigène proviennent de fièvre, telles que le choléra ou des troubles sanguins, la fièvre, la frénésie et les plaies.

Lorsque le Parti des maladies et son éliminateur seront propres et à l’abri des malheureux, l’indigène sera propre et en bonne santé dans son corps. Mais s’ils sont malchanceux ou blessés, ils sont synonymes de douleur et de maladie, d’autant plus qu’ils n’ont aucun témoignage de richesse.

Lorsque la maladie et son éliminateur sont à la fois malheureux et en mauvais état, cela signifie des maladies graves et perturbatrices. Le contraire indique une bonne santé, si Dieu le veut.

Lorsque cette partie de la maladie se trouve dans un quadrant de l'horoscope et que sa disposition correspond à une autre, cela signifie que vous allez souffrir de maladies en dehors de votre pays ou de votre domicile ou que vous aurez de nombreuses maladies dans différentes parties de votre corps.

Et le sens juste de cette partie – si son dirigeant est malheureux, comme nous l’avons expliqué – restera comme nous l’avons dit, à condition que sa signification soit en des lieux fixes de telle manière qu’ils ne puissent être résolus ou améliorés. Mais si votre régent est une fortune, les significations ci-dessus seront corrigées et améliorées.

Mais lorsque le dirigeant du parti de la maladie n’a aucun aspect avec le dirigeant de l’Ascendant ou avec une planète présente dans l’Ascendant, il n’a pas beaucoup de pouvoir ni de signification.

En tant que Soleil gouverné par l'espace du Parti Azemena, cela indique que l'indigène souffrira d'une maladie cardiaque, en particulier si le Soleil se tourne vers le Fortune Party pour disposer de cette partie de l'Azemena.

Lorsque le soleil devient une partie intégrante de la maladie, la douleur ira au cœur.

Lorsque le Parti Azemena est dans la section Ascendant et que la lune est commune au parti ou au dirigeant de l'Ascendant, cela signifie que l'indigène aura une faiblesse dans la zone du corps qui est liée à ce signe, selon le principe de donner la tête Bélier, etc. Si la partie d’Azemena se situe au-dessus de l’horizon, la difficulté sera évidente et notoire, et si elle se situe en dessous, elle sera déguisée.

Si la lune est endommagée, malchanceuse et qu’elle tombe, le corps sera faible et sujet au mal et l’indigène ne sera plus en mesure d’utiliser une grande partie de son corps, en particulier si le Parti Azemena est à la Chambre des communes en ce qui concerne l’Ascendant et Mars, brûlant et détruisant , en opposition aux dégâts et à la destruction de la maison (Maison VIII), parce que c'est un signe que l'indigène aura un corps brisé, sera bouclé ou arthritique, de telle sorte qu'il ne pourra plus bouger ou être contrefait. les mains et les pieds


Lorsque la maladie est à l'horizon à côté d'une étoile de la première ou de la deuxième magnitude de la nature de Saturne ou de Mars, l'indigène subit un terrible accident, de sorte qu'il ne peut ni la couvrir ni la cacher.

Lorsque le souverain de la Maison VI et le régent du parti de la maladie sont dans l'Ascendant, cela signifie que l'indigène et ses parents finiront dans la pauvreté et la mendicité, surtout si l'Ascendant est dans le signe cardinal.

La partie malheureuse d'Azemena par les maisons:

Si vous êtes en Maison II, les dommages tomberont sur vos avoirs.

Si vous êtes dans la maison III, les dommages seront causés à vos frères.

Si vous êtes dans la maison V, le mal va arriver à vos enfants.

Si vous êtes dans la maison VI, vous souffrirez d'une maladie cachée qui sera grave et difficile à guérir.

Si vous êtes en Maison VIII, les dommages seront causés par votre propre mort, car vous mourrez mal.

Si ce parti est en Maison IX et que son cédant est malheureux, cela signifie que sa foi et sa conviction en sa loi ne lui feront pas de mal.

Si vous trouvez que la Maison XI est gouvernée par un malheureux, les dégâts vont arriver à vos amis.

S'il est en maison XII, ses ennemis le saisiront.

Curieux, peu importe si le parti est malheureux et angulaire, alors cela devrait signifier mieux?

prédictive:

Horoscope par une personne qui avait la fête à Azemena dans la maison III et son armée était la Lune dans la maison IV; quand le Parti Azemena a atteint la lune par progression, il était aveuglé par la naissance.

TIME:

En période de maladie, cela nous aide à diagnostiquer quelle partie du corps est tombée malade:

Le lieu où la lune n'a pas eu de chance, ou le dirigeant de l'Ascendant, ou celui de la maison de la maladie ou d'une partie de la maladie, nous indiquera le membre où la maladie et la douleur seront retrouvées et donnera la tête d'Ascendant et ainsi la tradition de partager le corps humain de la maison, commence par l’Ascendant jusqu’aux pieds de la maison XII.

Les partis arabes en astrologie traditionnelle

Une partie du site de la maladie: 0º le Bélier + le degré de Régence du Temps / Soleil. (Il n'est utilisé que dans l'astrologie horaire)


Selon l'endroit où ce point est situé, vous direz que la maladie est dans le membre qui correspond à ce signe et donne la tête à Bélier et va après l'ordre des signes.

Les partis arabes en astrologie traditionnelle

PARTIE DE BONNE CHANCE EN NATURE ET EN LUTTES

Rising + Sun / Mars.

Utilisé dans le temps et le monde.

TIME

En analysant le parti, où il se trouve, de quel régent il s’agit et à quelle planète il ressemble, selon que cette planète représente l’attaquant ou l’attaque, vous saurez de quel côté seront la chance et la victoire et cela dans les questions du coup et du conflit.

ASTROLOGIE MONDIALE:

Lorsque, dans la révolution annuelle, Mars se trouve en Bélier, cela signifie que les guerres se déroulent à Babylone et à Rome. S'il s'agit de signes mutables et que c'est important pour la guerre cette année-là, cela se produira plusieurs fois. Et si c'est dans aucun de ses signes, la guerre va bientôt commencer. Et quand il s'agit (Mars) du massacre, ou du carré ou de la résistance, il provoque des massacres. Quand il s'agit (Mars) du Parti du bonheur en luttes ou de la résistance ou du carré, cela signifie bonne chance et gagner dans la bataille de l'endroit où le parti est ou à la place du régent qui le regarde.

Si le gouvernement de l'Ascendant insère le signe où se trouve l'une des Maison VII, directement ou rétrograde, ou le régent de VII insère le signe où se trouve l'Ascendant, cela signifie que celui qui vient en premier dans le signe où l'autre est, ce qui signifie est celui qui déclare le conflit et veut entrer dans les autres villes en guerre.

Avoir une fortune entre ces planètes signifie qu'il y en a qui cherchent la paix, mais si c'est malheureux, au milieu d'eux, certains essaient de compliquer davantage les choses.

Si la planète qui les sépare est bannie sur ce site, elle est au milieu aussi étrangère aux deux concurrents. Mais s'il a une dignité, l'homme sera l'un d'entre eux.

Si cette planète était:

– Le soleil, l'intermédiaire sera le maître d'une armée.

– La lune, l'écrivain ou la femme.

– Mercure, un tel homme se familiarisera avec les lettres ou les écrivains.

Vénus, avocat.

– Mars, chef des chevaliers et aussi, mensonges et passionnant.

– Jupiter, il serait un leader.

– Saturne, un homme âgé et honnête.

Quelle que soit la planète où elle se trouve, puisqu'elle jouit d'une plus grande dignité à l'Ascendant ou en Maison VII, elle estime qu'elle aura tendance à favoriser la fête où elle jouira d'une plus grande dignité et lui sera plus fidèle que l'autre.

Quand il s'agit surtout de Mercure et de la Lune, et qu'il est proche, et qu'il existe un lien entre elle et Mars (mais pas dans son contexte), cela signifie que l'intermédiaire entre eux va avec les mensonges, les échecs et la tromperie.

Si c’est le parti de la Fortune et que son dirigeant, quel que soit son sort ou son bonheur, est carré à Mars ou en opposition et également en mouvement lent ou rétrograde, ce conflit et les tueries dureront longtemps, et si le parti de Fortuna est avec le régent du Parti de la Bonne chance dans la guerre, et le régent du parti est une fortune, et les deux sont dans l'Ascendant, déclarant que le conflit vaincra l'autre et aura plus de chance que l'autre partie.

Si les deux sont en Maison VII, l'adversaire va gagner et il aura le meilleur.

Les partis arabes en astrologie traditionnelle

PARTIE DU CELADA (PARS CELATI)

Rising + Moon / Sun, et la nuit au contraire. Cette section est calculée à l’arrière de la Fortune Party.

Cette partie signifie intégrité et justice, mais aussi loi, esprit, corps, religion, secrets et choses cachées et cachées; l'esprit, la bonne renommée, les fins et la propreté. Cette partie est utilisée la nuit au lieu de Fortune Party.

Lorsque cette fête aura lieu en Capricorne, la naissance sera lourde, calme, sage et forte de la part des membres. Et si c'est en Lion, en Bélier, en Taureau ou en Scorpion, cela devient têtu.

Si la partie de la tête ou une partie de la fortune présente des signes de feu ou un cancer, les indigènes seront chauves devant ou derrière. Mais si ces deux parties ou une seule d'entre elles est en Capricorne, cela indique que la tête entière est chauve.

Lorsque Pars Celati et Fortune Party ont la forme d'une fortune, d'une fortune ou d'une bonne place vis-à-vis de l'Ascendant, et que la Lune est en plus de l'une d'elles et que, heureusement, une autre en espère, cela signifie que l'indigène achèvera son éducation , veux vivre plusieurs années, sera chanceux, heureux et veut une bonne réputation.

En termes de chance, le parti de Celada, le parti de la Fortune et le parti du Royaume signifient que le bonheur de l’indigène sera évident et manifeste.

Si la partie de Celada est dans l’angle, la naissance sera ferme et sûre dans la loi qu’il a, et il n’en doutera pas.

Si le parti est en Maison IX, effrayé et net, cela signifie qu'il sera juste, religieux et qu’il s’écartera des valeurs du monde. Et s'il est reçu, il sera régi par les bonnes routes et la bonne vie.

Si le soleil regarde cette partie, il y aura des petits enfants ou ils vont quitter leur père.

Si l'aspect est avec Jupiter, cela signifie que la naissance sera le prédicateur de la loi de Dieu, juste et appropriée. Mais si l'aspect est carré, il ne croira pas ce qu'il prêche.

Lorsque le dirigeant de ce parti est sous les rayons, cela ne l’empêche pas. Et si c'est incliné, c'est le meilleur.

Si le régent du parti est reçu et le fait voir, il sera gouverné par les bonnes voies, il sera ordonné, il aimera le bien et la vraie loi.

Et s’il n’est pas reçu à la place qu’il occupe, mais que l’aspect de fortune et les accidents sont tombés entre lui, l’indigène lui fera voir qu’il fait de bonnes et belles œuvres, il le montrera, mais il ne le fera pas. Faites quelque chose qui vient à la vérité ou au bien.

Si le régent du parti est rétrograde et malchanceux, l'indigène changera sa loi et en doutera, et cela se produira selon la planète qu'il a l'air malchanceux.

La raison de vos modifications législatives, vous voulez savoir de cette façon:

Si Mercure est celui qui regrette le régent, ce sera pour étudier certains livres et sciences.

Si c'est Vénus, ce sera dû à des relations sexuelles en dehors du mariage ou des femmes.

Si Mars est le malheureux, ce sera pour des massacres, des batailles et des conflits qui auront contre une autre loi plus puissante.

Si Saturne est malchanceux, ce sera par des altercations qui lui arriveront avec la loi.

Lorsque la part de Celada et le lieu d’association ou d’opposition Soleil / Lune avant la naissance sont tous les deux chanceux dans le thème de la naissance, ou le deviennent à un moment de leur vie, leur progrès dans la formation d’un aspect de la fortune sera bénéfique en fonction:

Si le chanceux pour ce progrès est le soleil, il aura de la chance en sagesse, en simplicité et en religion. Et si le soleil est dans le Midheaven, dans le onzième, dans l'Ascendant ou dans la maison IX, il sera heureux que la loi soit juste et qu'elle suive les voies et les commandements du prophète.

Si le chanceux est Mercure, il aura la chance de servir les rois et de leur donner des conseils.

Si le chanceux est Vénus, il le sera pour les femmes, pour le plaisir et pour le plaisir.

Si c'est Mars, il aura de la chance en audace, en courage, en armes et en serfs.

Si le chanceux est Jupiter, il donne la propriété et la dignité dans le jugement.

Si c'est Saturne, ce sera une chance de construire, de canaliser et de remplir les pays.

HEURE: CLorsque la question concerne des lettres, des nouvelles ou des rumeurs:

Si la partie de Celada est entreposée et nettoyée par Mars et Sydnoden, et si elle est vue positivement par le dirigeant de sa maison ou par l'un des appareils, nous dirons que la nouvelle est vraie.

Les partis arabes en astrologie traditionnelle

PARTIE DE LA COOPÉRATION OU DU DROIT DES PERSONNES (PARS FUTUTIONIS):

Levée + Mars / Vénus, de jour comme de nuit.

Connaître la tendance de l'activité ou de l'inactivité sexuelle de l'original et l'inclinaison sexuelle et professionnelle de son fils.

Si la fête Jupiter a l'air, ce sera vachette et propre.

Ils ont un aspect, comme une amorce ou une amorce, visibles sur le site de la Marte, será fornicioso suciamente.

La première partie concerne le mercure et le y y et le signe masculin, ce qui signifie que la suite est continue.

Ils sont miséricordieux envers les différences dichotomiques et significatives.

Cuando Mercurio, commandement et signo masculino, aspect de la pièce, qui est aqua hijo será sodomítico.

Si vous signez, vous aurez l’aspect d’une partie, qui est l’un pour l’autre.

LAS PARTES ARÁBIGAS ET LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARLE DE LAS DELICIAS ET EL SABOR: PARS DELICIE ET ​​SAPORIS

Ascendant + Part de la Fortuna / Part de la Celada, de noche al contrario. (Coïncide avec la parte de la firme)

La différence entre la signification de la part de l'amorad et l'amistad.


La première partie de la Vénus est très différente d’enamorarse, la amistad, supprime et place un yacer con, les icônes et les couleurs. La file d'attente de javascript, observe l'aspect de l'aspect, qu'il soit ou non contradictoire, sépare l'aspect, et chacun de l'ascendant et de juzga est ello.

LAS PARTES ARÁBIGAS ET LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DE LOS ENEMIGOS

Ascendant + Saturno / Marte, et de nuit à contrario. (Así concidiría à la Parte de la Azemena).

Chaque fois qu'ils calculent, ils arrivent au bas de l'Ascendant + Casa de la XII / Casa de XII.

Cliquez ici pour en savoir plus sur le pays des enfants, sur le comté de XIII, sur le comté de Ascendente, sur le parc national des artistes et sur le patrimoine mondial.

Consultez également les avis des utilisateurs sur la marque de la Casa XII, par régression, par les planètes que sur la maison XII, sur le parc des énigmes et régiments, ainsi que par Saturno; Que ce soit dans la ville ou ailleurs, ou de la même manière que l’enfant en bas âge, qui se trouve dans la région de l’Atlantique, est important, mais il n’est pas aussi naturel que d’envoyer des idées à ce sujet.

L'un des événements les plus imprévus est peut-être l'aspect susmentionné de l'ascendant, qu'il soit ou non en faveur du prochain numéro.

Si vous souhaitez partager cela, vous pourrez également économiser de l'argent sur votre compte, qu'il soit utilisé ou non pour une raison quelconque, ou même s'il est partagé avec d'autres utilisateurs, par exemple, ou pour toute autre raison.

Vous pouvez également utiliser le menu gratuit de la part des Enemigos et définir le montant à définir en fonction de l'état de la carte.

Lire la suite sur Regente esten et ángulo, les mots clés du peuple serbe, les nobles et les honorables. Ils respirent, même les précipitations de l'ascendant sont infiltrées, et elles sont identiques aux apparences et aux peuples de l'état d'ascendant.

Si vous faites partie de Enemigos justamente et le laissez tranquille, vous pourrez y accéder à partir de la liste des heures jusqu'à l'heure de la file d'attente.

Peut-être recherchez-vous des bagages à la fin de votre séjour, si vous recherchez une pension.

Si vous souhaitez utiliser Casa XI, vous pouvez voir V, o et ll III et ll IX si vous souhaitez utiliser le poco poder.

Ils sont ensuite réglés sur II, et laissés à VI, et laissés de VIII à et XII, les menus pouvant être supprimés après la date et l'heure initiales de la ville, sur les dios et les régions.

À propos de nous Nous contacter Nous contacter Nous contacter Alors maintenant, vous avez le dernier mana, pas d’énigos tendos muchos.

Régions de l'Ascension de l'Ascension au XII, de la Régression de l'XII à l'Autorité, ni à la Régence du Parc des Ennemis, du Parc des Enigres, des Enigos du Natif Esconderán et de l'Ocultarán la enemistad.

LAS PARTES ARÁBIGAS ET LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PART DE DE ESPERANZA

Ascendant + Saturno / Venus, la nuit déjà contrario.

Si vous êtes membre d'une communauté, vous trouverez un aquello et un dépôt à l'aide d'une file d'attente. Ils descendent même si l’aquello et les dépositaires sont des esperanzas qui ne sont pas couverts par la ligne directrice consulaire.

LAS PARTES ARÁBIGAS ET LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

LA PARTE DE LA FIRMEZA, DEL CRECIMIENTO Y DE LA LIMPIEZA. ES LA RAÍZ DEL ASCENDENTE. PARAS STABILITATION A AUGMENTATIONIS ATQUE MUNDICIE, A EST RADIX ASCENDENTIS.

Ascendant + Part de la Fortuna / Part de la Celada, de noche al contrario. (Coïncide avec les Delicias et le Sabor)

La première partie de l'aspect est la valeur de la valeur de la valeur.

Vous pouvez également utiliser les infortunas et les courbes, ce qui signifie qu'elles sont différentes les unes des autres, en raison des défauts, sano y además, tendrá suerte et su andadura.

Peut-être que la date à laquelle le prêt est consenti est basée sur le nombre d’hémos.

S'ils font déjà partie du cas, ils peuvent être comparés les uns aux autres, c'est-à-dire qu'ils sont tous importants, s'ils sont différents.

horaria:

Faites-vous une idée de ce qui se passe ici:

Si vous êtes membre d'un groupe, vous devrez récupérer le contenu de chaque parti et de la personne en question, ainsi que la stratégie et le contenu de la liste de demandes. Si vous recherchez une propriété, vous pouvez la voir, même s'il pleut, vous et vos amis, ou la pluie, ainsi que tous les aspects de votre vie. y duración de la cuestión.

Peut-être le privilège d'explicamos, significa impedimentos para cumplirse.

La matière première de la plantation fait partie de la plantation de la plantation de la duradera, de la plante verte, de la plante verte.

Peut-être que l'inforta, qui est la même que la duradera, est identique aux préocupaciones, penalidades, sufrimientos et dudas. También, informations sur les empêchements, sur les charges significatives de la planification et de la sécurité de l'information.

LAS PARTES ARÁBIGAS ET LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PART PART PART HABER

Ascendant + régente de la Casa II / Casa de la Casa II.

Tout d'abord, il est important de voir la diarrhée en diagonale. Cuando esta Parte esté en los ángulos y afortunada, y bien ella o bien su dispositor tengan relación con el regente del Ascendente, significa buena fortuna en la búsqueda del sustento diario. Y si no fuera así, significa disminución en el sustento diario y poco dinero.

Cuando la Parte del Haber recaiga en la Casa de las posesiones, el nativo será experto en ganar dinero, conocerá artimañas para obtenerlo y aún más si está en término de Júpiter, que es el mayor significador de la riqueza.

Y si en dicho lugar (Casa II) hay una fortuna, está a salvo y apoderada, aunque el regente de la Casa de las posesiones esté infortunado, no le perjudicará ese infortunio, ya que la Parte estará afortunada y poderosa en esa Casa; el nativo será rico, ganará dinero, lo reunirá y será diligente para buscarlo y ganarlo, y conocedor y afortunado cuando se ocupe en esto, lo ganará por muchos medios y de muchas formas.

Cuando el Sol es el regente de la Casa III y está quemando bien al regente de la Casa II, o bien a la Parte de Fortuna, o bien a la Parte del haber, significa que el nativo perderá lo que tenga por culpa de sus hermanos y habrá de cargar, por ellos, con pagos y pérdidas en muchas ocasiones.

HORARIA:

Pregunta sobre si obtendrá o no un dinero:

Cuando el regente del Ascendente no aplica al regente de la Parte de la Fortuna y aplica al regente de la Parte del Haber, y tanto el regente del Ascendente como el regente de la Parte del Haber estén aplicados por las luminarias, tal como dijimos anteriormente, juzga que obtendrá el dinero. Y será más seguro si Júpiter está aspectando a cualquiera de estos tres: al regente del Ascendente, al Ascendente, o al significador del haber.

-Obtendrá el dinero que reclama si la Parte del Haber de la Casa VII hace aspecto aplicativo con el regente del Ascendente o con el regente de la Casa II.

-O si el regente del Ascendente y el regente de la Parte del Haber de la Casa VII hacen aspecto aplicativo con la Parte de la Fortuna y las fortunas están testimoniando.

Fíjate también en la Parte y la aplicación del regente del Ascendente a ella, pues tienen mucha importancia en estos asuntos.

Sobre una consulta acerca del navío y de los que van en él:

Si la Parte de la Fortuna estuviese afligida y lo mismo la Parte del Haber, así como sus regentes, significa pérdida de lo que hay en la nave, y ello será según la infortuna y según el planeta aflictor.

ELECCIONAL:

Si quieres elegir elmomento de una boda, afortunarás la Casa IV, las luminarias, la Parte de la Fortuna, y La Parte del Haber.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DE LOS HERMANOS

Tanto de día como de noche, Ascendente + Saturno/Júpiter

Fíjate en la Parte de los Hermanos y en su regente, tal como lo hiciste con el signo de la Casa III y con su regente, y si tienen una significación acorde, juzga lo que significan y, si la significación es discordante, mezcla sus interpretaciones y juzga de acuerdo con ello.

Debes saber que el signo de la Casa de los hermanos y su regente es más importante en la significación que la Parte y su regente.

Has de combinar la interpretación de esta Parte con la interpretación del regente de la Casa III, y si tiene más significación y testimonio que el regente de la Casa III y está en el Ascendente, el nativo será mejor que sus hermanos.

Cuando la Casa de los hermanos esté en un signo mutable y la Parte de los Hermanos también esté en signo mutable, significa que el nativo tendrá hermanos de su padre y de su madre y que tendrá otros hermanos de otra madre.

Cuando el regente de la Casa III y la Parte de los Hermanos o Júpiter estén en signos mutables, o en signos de muchos hijos (Piscis, Cáncer y Escorpio), y las fortunas les estén haciendo un buen y apoderado aspecto con recepción, significa que el nativo es el primogénito de los hermanos y que tendrá hermanos poderosos, bondadosos y de buenas obras. Y si las infortunas les alcanzan con aspectos negativos y obstaculizadores y no hay recepción, significa que serán destruidos y morirán y que él lo verá.

Si el regente de la Casa de los Hermanos está combusto o la Parte de los Hermanos está combusta, o si el Sol está en la Casa de los hermanos o en oposición a Júpiter, es significación de pocos hermanos y de que morirán, o de que se destruirán o de que se dispersarán.

Cuando Saturno esté en oposición con la Parte de los Hermanos o con el regente de la Casa de los hermanos (o con ambos, o en conjunción con ambos, o con uno de ellos) y alguno de ellos esté en la Casa III y, sobre todo, si Marte está en movimiento lento, al nativo lo matarán sus hermanos y ellos serán destruidos, muertos, y les sucederán muchos sinsabores y desgracias.

Sepas que, cuando la Parte de los Hermanos esté conjunta al regente de la Parte de Fortuna, los hermanos se amarán unos a otros y obtendrán riquezas y ganancias todos unidos.

Interpretarás la Parte por cada Casa igual que se hace con el regente de la Casa III:

Cuando la Parte de los Hermanos esté angular, el nativo tendrá hermanos populares y que mejorarán con respecto a su linaje.

Cuando el regente de la Casa de los hermanos y la Parte de los Hermanos sean angulares, estén en buen lugar y apoderados, en buen estado, y a salvo de combustión y otros daños y, sobre todo, si el regente de la Casa III está pujante en brillo y por encima de la eclíptica, significa que ese nativo tendrá muchos hermanos. Y si están en diferente estado del que hemos dicho, significa que tendrá pocos hermanos o ninguno.

Y si la Parte de los Hermanos o su regente, o el regente de la Casa III, están en la Casa II, o en la VI, o en la VIII, o en la XII, significa mal estatus de los hermanos, y será peor esta determinación si el mencionado significador está infortunado, porque entonces es determinante de que tendrá hermanos que estarán presos, o que serán siervos, o que tendrán debilidad y enfermedad, así hermanos que habrán de vivir con el nativo, dependiendo de cómo estén repartidos los significadores por las doce Casas, tal como dijimos.

Y si está en la Casa III, los hermanos serán ricos y opulentos. Si la Parte de los Hermanos o su regente se encuentran en la Casa III, o en la V, o en la IX, o en la XI, es señal de amor y avenencia entre los hermanos y de que se ayudarán mutuamente.

Si la Parte o su regente recaen en la Casa IV, el nativo querrá mal a sus hermanos. Y si la Parte no recibe ninguna ayuda de las fortunas, está en el ángulo de la tierra y las infortunas le están formando aspecto, los hermanos del nativo serán viles, empeorarán su posición social, se empobrecerán y tendrán malas andanzas y sufrimientos.

Si está en la V, significa que el nacido tendrá hermanos pequeños que le obedecerán y servirán tal como sirven los hijos a los padres.

Cuando la Parte de los hermanos caiga en la Casa VII, el nativo querrá mal a sus hermanos.

Si está en la IX, serán justos y buenos y se casarán con alguien extranjero/a. Y si en la Casa IX hay presente alguna infortuna o su regente está infortunado, significa perjuicio de la Ley y pleitos por mujeres.

Si esta Parte está situada en el Medio Cielo y su regente también, significa que los hermanos serán populares, pero no tendrán una vida larga; y más se reafirma la significación de brevedad de la vida de los hermanos si el regente de la Casa III está también en el Medio Cielo, por ser la Casa X, 8ª de la III. Pero si la Parte de los Hermanos se encuentra en la Casa X y el regente de la Casa X -él solo- está en conjunción con la Parte de los hermanos, y los aspectan las fortunas desde buenos lugares, significa que los hermanos del nativo tendrán poder, buena fortuna, alta y noble posición y popularidad manifiesta.

Y si están (la Parte o su regente) en la XI, harán viajes y les robarán en el transcurso de ellos.

Ten en cuenta en qué lugar está la Parte de los Hermanos y cómo la aspecta su regente; porque si su dispositor le forma aspecto por trígono o sextil, es significación de buena amistad, de acuerdo y buena voluntad. Si la aspecta por cuadratura, significa un amor mediano y que quieren apartarse los unos de los otros.

Y si le aspecta por oposición, es señal de total enemistad y gran malquerencia y desavenencia.

Si el aspecto aplicativo se produce sólo desde las faces nada más, aunque los grados estén separados, el amor y el acuerdo mutuo será aparente, porque no hay buena voluntad.

Para saber el número de los hermanos se toma desde la Parte de los hermanos hasta el regente de su Casa, o del regente de su Casa a la Parte, y se da a cada signo que haya entre ellos un hermano; si la Parte de los Hermanos está en signo mutable, se dobla la cuenta, dando a cada signo dos. Y si entre la Parte y su regente hay algún planeta, da a cada planeta un hermano.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DEL NÚMERO DE HERMANOS: Tanto de día como de noche, Ascendente + Mercurio/Saturno.

Esta Parte sirve como comprobación de lo que antes explicamos y el significado de esta Parte es el de conocer si habrá pocos hermanos o muchos.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DE LOS HIJOS

Ascendente + Júpiter/Saturno, y de noche al contrario.

Fíjate, para el asunto de los hijos, en el signo de la Casa V y su regente, Venus, Júpiter, la Parte de los hijos y su regente y los regentes de la triplicidad de Júpiter; y observa cuál de ellos tiene mayor poder y regencia en esta significación: si lo encuentras en signo de muchos hijos (Piscis, Cáncer y Escorpio), a salvo de las infortunas y formando aspecto al Ascendente y, sobre todo cuando su regente esté en alguno de los ángulos o en sucedente, esto será significativo de muchos hijos.

Pero si está en signo estéril (Leo, Géminis y Virgo) y se encuentra infortunado, y además Júpiter está combusto y Venus dañada, significa que el nativo será estéril, que no tendrá ningún hijo.

Cuando la Parte de los Hijos esté en una cuarta del cielo y su regente en otra cuarta, es determinación de que el nativo tendrá hijos que se irán al extranjero y se separarán unos de otros.

Fíjate en la Parte de los Hijos y en su regente y qué planeta se une a ellos, o cuál se relaciona con ellos de cualquier forma; valora el poderío o fuerza de sus lugares, sus estados, su fortaleza o debilidad, su afortunamiento o infortunamiento y juzga según aquello.

Cuando la Parte de los Hijos tiene en oposición o en cuadratura a una fortuna, di que el nativo tendrá hijos. Y si la Parte de los hijos hace conjunción, oposición o cuadratura a una infortuna, di que el nativo tendrá pocos hijos y los que tenga morirán.

Cuando Saturno y la Parte de los Hijos se unen en un signo y ni Venus ni Júpiter les forman aspecto, es determinación de que tendrá pocos hijos o de que es estéril.

Cuando la Parte de los Hijos esté privada de aspectos de las fortunas y esté aspectada por una cuadratura de Saturno, aunque Saturno reciba a la Parte, es determinante de tristezas y pesares producidos por los hijos y de que los hijos morirán antes que el nativo.

Cuando el regente de la Casa de los hijos esté alzado sobre el regente del Ascendente o sobre el Ascendente y lo aspecten las fortunas a él y a la Parte de los Hijos, significa que aquel nativo tendrá hijos que valdrán más que él.

Y si el regente del Ascendente está elevado sobre el regente de la Casa de los hijos, el nativo será más importante que los hijos, y de esta manera juzgarás entre los hijos y las hijas, mirando sus Partes y sopesando cuál de ellos está más elevado sobre el otro, y de aquél que esté más elevado dictaminarás que será el poder, la nobleza, la riqueza y la fortuna.

Una de las determinaciones de la esterilidad del nativo es que la Parte de los Hijos y Júpiter estén en signos estériles (Leo, Géminis y Virgo). En este caso no te detengas en mirar los aspectos a las fortunas ni sus conjunciones, pues el planeta hace por su propia naturaleza -en el lugar que ocupa-, más de lo que puedan mejorar o arreglar las fortunas, aunque esté recibiendo al planeta que forma aspecto con él o al que está conjunto a él.

Cuando la Parte de los Hijos esté en domicilio de Saturno y la aspecten las infortunas, di que los hijos mayores morirán. Cuando esté en domicilio de Marte y la aspecten las infortunas, di que se le morirán sus hijos menores.

Cuando la Parte de los Hijos esté en los ángulos o en sucedente, es determinación de muchos y buenos hijos, que vivirán e irán a mejor. Y si está en cadente y especialmente en lugares que no aspectan al Ascendente, determina pocos hijos y que morirán pronto. Si la Parte no aspecta a ningún planeta, es señal de que el nativo sufrirá y se entristecerá por los hijos, y que el primero de ellos morirá o que nacerá muerto del vientre de su madre y él tendrá pesar por ello.

Cuando la Parte de los Hijos, el regente de la Casa de los hijos y Júpiter estén en los ángulos y en lugares apoderados, y además en signos de agua o en signos muy fértiles, di que el nativo tendrá muchos hijos.

Si la Parte de los Hijos está en el Ascendente, es señal de que el nativo amará mucho a sus hijos.

Cuando la Parte de los Hijos está en el Ascendente o conjunta al regente del Ascendente y el regente de la Parte le forma aspecto, es determinación de que aquel nativo tendrá hijos que le amarán y le obedecerán y le serán buenos; significa exactamente lo mismo cuando el regente de la Casa V aspecta bien al regente del Ascendente o cuando lo hace con el propio Ascendente, desde buen lugar y en aspecto de avenencia, armónico. Pero el aspecto de cuadratura significa que tendrá hijos díscolos que le querrán mal, y él a ellos.

Si la Parte está en la Casa II y se encuentra afortunada, los hijos del nativo obtendrán riqueza y muchos haberes. Pero el encontrarse en la Casa II infortunada, es señal de tristezas y pesares producidos por los hijos y que los hijos morirán antes que el nativo:

Si está en la Casa III, obtendrán beneficio y provecho de sus tíos por parte de padre.

Si está en la IV, serán muchos hijos y que llevarán los nombres de sus abuelos y de los tíos por parte de madre. Y si hay una fortuna con ella y está allí afortunada, heredarán de sus abuelos. Pero si hay allí una infortuna y la Parte está allí infortunada, los detendrán y los encerrarán en la cárcel y les ocurrirán desgracias y males.

Si la Parte está en la V, los hijos tendrán buena suerte y serán varoniles.

Si está en la VI, vivirán y conseguirán su sustento de la ganadería y de siervos y siervas.

Si está en la VII, los hijos querrán mal a su padre y tendrán con él pleitos y peleas.

Cuando la Parte de los Hijos esté en la Casa VIII, di que el nativo no tendrá hijos, y si tuviera algunos, morirán y no vivirán. Y si allí se encuentran o hacen aspecto Saturno y Marte, di que los hijos morirán después de que sean mayores, o quizá que matarán a la mayoría de ellos. Y si allí está junto a ellos el Sol o les hace aspecto, escaparán de la matanza, pero les ocurrirán desgracias físicas. Si allí están la Cola, Saturno, Marte y Mercurio con ellos, significa se le morirán los hijos ya mayores, después de que hayan crecido, y significa que el nativo ganará mucho dinero gracias a las mujeres. Si allí están Júpiter y Venus, o contactan con esta Casa, significa que el nativo tendrá un hijo que se marchará de viaje y nunca más volverá.Y si está en la VIII y se encuentra allí afortunada, el nativo dejará sus haberes a sus hijos, y ellos a los suyos; pero si allí está infortunada, significa pocos hijos.

Si la Parte está en la IX y a salvo de las infortunas, el nativo tendrá hijos justos y religiosos que se mantendrán fieles a la Ley.

Cuando la Parte de los Hijos esté en el Medio Cielo, su regente esté en buen lugar y reciba aspecto de Júpiter y de Venus desde signos convenientes al signo en el que ella está, o cuando la Parte de los Hijos esté en la Casa de la esperanza (Casa XI) y Júpiter en la Casa V, di que el nativo tendrá hijos venturosos y muy famosos, y que obtendrán bien y honores del rey y de los amigos, y el nativo estará satisfecho de ellos y tendrá, por ellos, beneficio y gran honra. Pero si está mal aspectada en la Casa X, sus hijos tendrán el cuerpo lisiado y harán malas acciones. Y si está infortunada en la XI, los hijos serán de malas artes, así como iracundos, peleones y abogados.

Si está en la XII, el nativo tendrá pocos hijos y los que tenga serán sus enemigos y le querrán mal.

EL MOMENTO EN EL QUE EL NATIVO TENDRÁ LOS HIJOS.

Cuando Júpiter llegue al Ascendente o a la Casa de los hijos es momento de tener hijos.

Haz la cuenta de los grados que haya entre Júpiter y el regente del Ascendente; o cuando el Sol, por progresiones, entre en alguno de los ángulos, o cuando el Sol progresado llegue a la Parte de los hijos, ya que entonces es momento de tener hijos.

REVOLUCIÓN SOLAR:

Cuando en la revolución anual llegue Júpiter al lugar de la Parte de los Hijos en el rádix, o la aspecte por cuadratura u oposición, es significación de que en ese momento tendrá el hijo; y también dirás que tendrá el hijo cuando en la revolución anual llegue Venus a la Parte de los Hijos en el tema natal, o la aspecte por cuadratura u oposición, aunque la significación de Júpiter acerca de esto es más importante y más certera que la de Venus.

HORARIA:

En la pregunta de si la mujer está embarazada:

El encontrar la Parte de los Hijos, en oposición o en cuadratura con una fortuna, sería indicación de que está embarazada, pero si esta Parte está vacía, y sus cuadraturas y oposición también vacíos de planetas, juzgaríamos que no lo está.

En la pregunta de si el bebé que está en camino será varón o hembra:

Si hallas al Sol en cuadratura u oposición con la Parte de los Hijos en signo masculino, es varón; pero si encuentras a la Luna en tal aspecto y en signo femenino, es hembra. Y ayúdate del regente del término del Ascendente y del regente del término en el que está el planeta significador de los hijos, y si ambos son términos de planetas masculinos es varón; pero si lo son de planetas femeninos, es mujer.

Juzga igualmente la masculinidad o feminidad a través de la Parte de los Hijos. Mira el regente de la Casa de los hijos, la Luna, el regente de la hora, La Parte de los Hijos y su regente, mirando también sus testimonios y significaciones: si la mayoría están en signos masculinos, es niño y parirá de día; pero si están en signos femeninos, será niña y parirá de noche, mas si están igualados, tanto los masculinos como los femeninos, parirá hermafrodita y en el crepúsculo, entre la noche y el día.

En la pregunta de cuándo se producirá el parto:

Ayúdate para ello de la fortuna que esté aspectando a la Parte de los Hijos en la pregunta, y cuándo llega a la cuadratura con ella, y lleva la Parte de los Hijos por atacir al grado de la Casa de los hijos y al grado de Júpiter o a su orbe (9º), especialmente si Júpiter está entre La Parte y la Casa de los hijos, porque entonces, cuando llega aquella Parte a Júpiter por los grados de las ascensiones, contando cuántos grados de distancia hay entre ellos, y dando a cada grado un día, sabremos en qué momento parirá.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DEL SEXO DE LOS HIJOS

Hay una Parte que está en relación con los hijos del nativo y el sexo de los mismos, si serán varones o mujeres, o si serán más los chicos que las chicas, o las mujeres más que los varones, y el número de hijos y el momento en que nacerán los hijos; se calcula, tanto de día como de noche, Ascendente + Marte/Júpiter. Dictaminarás mayoría de masculinos o de femeninos dependiendo del género y la posición del regente de dicha parte.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DEL HILEG

Ascendente + Grado de la conjunción u oposición anterior al nacimiento/Luna natal, tanto de día como de noche.


El regente del término en el que recaiga esta Parte será el significador de la vida del nativo en aquellos nacimientos en los que no haya hileg.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DE LA LEY

Ascendente + Parte de la Celada/Venus, tanto de día como de noche.


Buscarás estos asuntos en las dos Casas donde se ven la Ley y la lealtad, que son la III y la IX: Mira qué signos hay en ellas, qué planetas se encuentran en estos signos y cuáles los aspectan por trígono, sextil, cuadratura u oposición; cuál es el planeta que rige estos signos y cuál está exaltado en ellos; cuáles son los regentes de sus términos y de sus triplicidades, y en qué lugar se encuentran todos estos regentes en el horóscopo; quién es el regente de la Parte de la Ley y en dónde se encuentra ésta situada: si en signo cardinal, fijo o mutable, o en Casa angular, sucedente o cadente; si el regente de la Parte es oriental u occidental, directo o retrógrado, combusto o saliendo de los rayos del Sol.

Si estos significadores se encuentran a salvo de las infortunas y sin estar en caída, el nativo será persona de fiar y justo. Pero si están infortunados o bien si las infortunas se encuentras presentes en las Casas IX o III, o en sus cuadraturas o en sus oposiciones, el nativo será persona de mala fe y descreído.

Cuando la Parte de la Ley se encuentre en Capricornio, significa que el nacido será habilidoso y no habrá en él maldad ninguna. Y si está en Aries, o en Leo, o en Escorpio, significa que será fácilmente irritable y no se entenderá con los demás.

Si se encuentra conjunta al Sol, sin estar combusta, será sabio y culto. Cuando el Sol forma aspecto a la Parte de la Ley, di que el nativo no tendrá hijos y que separará a los padres de sus hijos.

Si se encuentra conjunta a la Luna, será respetuoso con los demás, limpio y fiable.

Si se encuentra conjunta a Mercurio, se ocupará de mercancías y sabrá de escritura y de cuentas.

Cuando Mercurio se encuentra en conjunción con la Luna en la Casa IX, en un signo en el que alguno de los dos está domiciliado; y la Parte de la Ley se encuentra ahí también, en conjunción con ambos, significa que el nativo será prelado o consultado en asuntos de teología; sabio y traductor o explicador de libros e intérprete de sueños; Si Júpiter se encuentra con ellos o se les une por aspecto, quiere decir que será veraz y que darán crédito a sus juicios y a sus testimonios; y los hombres se fiarán de él y creerán en él y le pedirán consejo sobre los asuntos importantes y sobre los grandes acontecimientos.

Si se encuentra conjunta a Venus, le gustarán las fiestas y las diversiones, y será bien parecido.

Si se encuentra conjunta a Marte, será poco fiable, de malas costumbres y malhechor, de mala voluntad y de malas maneras, y dirá lo contrario de lo que piensa.

Si se encuentra conjunta a Júpiter o en aspecto con este planeta será persona de fiar y de sentencias acertadas, justo y bueno. Y si Júpiter aplica a la Parte de la Ley, es señal de que tendrá sueños premonitorios, será bien encaminado y se beneficiará de todo aquello que emprenda.

Cuando la Parte de la Ley se encuentra en conjunción o en aspecto a Saturno, significa que el nativo investigará sobre ciencias y asuntos antiguos; será en ello tenaz, sólido y firme, y no responderá a nada si no es con razones y con fundamento. Pero será triste, afligido y pobre. Si Saturno, en natividad diurna aplica a la Parte de la Ley, el nativo, obrará de mala fe.

Siempre que el Nodo Sur aparezca con la Parte de la Ley, o cuando esté el Nodo Sur él solo en la Casa IX y además la Parte de la Ley esté infortunada, significará perjuicio por motivo de la Ley y muchas dudas sobre ella.

Cuando quieras saber en qué edad de la vida será el nativo más legal y más creyente, fíjate en los regentes de la triplicidad del signo que ocupa la Parte de la Ley, y juzga a partir de aquel de ellos que se encuentre mejor situado en la carta natal, en mejor estado celeste y en mejor relación con respecto al Sol, y di que el nativo, en la parte de la vida que corresponda al cuadrante en el qeu se halle este planeta, será más legal y más creyente.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DE LA MADRE

Ascendente + Venus/Luna, y de noche al contrario.

Esta Parte significa la situación y estatus de la madre. También la Casa X significa la situación de la madre, así como el signo de la Casa IV significa la situación del padre. Todo lo que se dice sobre la Parte del Padre en lo que se refiere al progenitor masculino, se aplica a la Parte de la Madre para las cuestiones relacionadas con la madre.

Estas Partes se utilizan para saber la duración de la vida y los acontecimientos que les van sucediendo a los progenitores del nativo, de modo que si dichas Partes están angulares o en Casas sucedentes y reciben aspecto de su respectivo regente, se tomarán como hileg del progenitor correspondiente, mientras que el planeta que les forma aspecto, se tomará como alcocoden.

En el caso de que estas Partes estén en Casa cadente, o su situación, regente o aspectos la hagan no conveniente como hileg, se tomará, en primer lugar, el grado de la cúspide de la Casa IV (si se trata del padre), y el grado de la cúspide de la Casa X (para el caso de la madre) y al planeta que le haga aspecto a ese grado, como alcocoden. Entonces se les lleva por progresiones y se interpreta.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DE LA MATANZA

Sol + Marte/Luna


Se usa para Horarias sobre guerras y en astrología mundial:

Analiza dónde se ubica la Parte de la Matanza con respecto a los significadores de los contendientes (el consultante está represetnado por el Ascendente y su regente, mientras que el enemigo o la ciudad que se pretende conquistar, por la Casa VII y su regente), y el regente de la Parte de la Matanza, a quién de los dos significadores citados aspecta, juzgando que la batalla se producirá en aquel bando donde se encuentre la Parte.

Y cuando la Parte de la Matanza está en la Casa VI o XII al comienzo de una guerra o cuando la caballería va a cargar, indica que en aquella caballería o entre los que empiezan la guerra habrá traiciones, y que los adelantados de aquella caballería serán malos y se dejarán vencer adrede.

Cuando Marte esté en signo masculino y la Parte de la Matanza en mal lugar, o el regente del signo de Marte no lo aspecta ni a él ni al Medio Cielo, o están Marte o el regente de su signo al final del signo o en el Bajo Cielo no teniendo en él ninguna dignidad, y además Marte se halla en mal lugar y Saturno aspectándolo a él y Júpiter cadente respecto a él, o que Marte esté bajo los rayos, o la Luna en la casa VI u VII sin aspectos del Sol, o se hallara en su detrimento, o sea cuando no aparece, o el Sol esté en Libra, Acuario o Géminis, siendo Ascendente de la cuestión o del comienzo del conflicto o del movimiento de tropas, o las dos luminarias son cadentes de la Parte de la Matanza sin que ninguno de ellos formen aspecto a él, nada de todo esto significa matanza ni batalla. Y si Marte se halla en su signo de caída o cadente de ángulo, mengua la matanza y no aumentará el número de víctimas, sobre todo si lo aspecta Júpiter o Venus en trígono o sextil.

Cuando la Parte de la Fortuna se halla con Marte en el Medio Cielo significa matanzas, mucha mortandad y derramamiento de sangre. Si la Luna está creciente y formando aspecto aplicativo a Marte y éste oriental al Sol y en el Medio Cielo, aquella matanza será más fuerte, rápida y mayor.

ASTROLOGÍA MUNDIAL:

Cuando en la revolución anual Marte esté en Aries, significa que las guerras se producirán en Babilonia y en Roma. Si está en signo mutable y hay significación de guerra en aquel año, ésta se producirá varias veces. Y si está en alguno de sus signos, la guerra empezará pronto. Y cuando llegue a la Parte de la Matanza o a su cuadratura u oposición, provoca matanzas.

Cuando el Sol forma aspecto con la Parte de la Matanza o está en conjunción con ella, significa mortandades generales.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DEL MATRIMONIO

Según Hermes se calcula, para los varones: tanto de día como de noche: Ascendente + Sol/Venus. Para las mujeres, tanto de día como de noche: Ascendente + Luna/Marte. (Esta opinión es la más aceptada).

Según Vettius Valens: tanto de día como de noche y para ambos sexos: Ascendente + Venus/Saturno.

El mejor estado que puede tener el nativo para el matrimonio es cuando Venus se encuentre angular y apoderada en su domicilio, en su exaltación, en su término o en su triplicidad, y se una con ella alguno de los regentes de su triplicidad, se encuentre en recepción con el regente del signo en el que halle y además las fortunas le formen aspecto recepción; con los regentes de su triplicidad en buenos y apoderados lugares, y la Parte del Matrimonio en un término de fortuna, a salvo de las infortunas y de malos aspectos, en buen lugar, firme y apoderado.

Cuando todos estos significadores se encuentran en las antedichas situaciones y en tales configuraciones, significa buen matrimonio, seguro, y feliz, y que el nativo tendrá felicidad y alegría con las mujeres y por matrimonio, y adquirirá una buena posición por el matrimonio y a través de las mujeres fortuna, bien y poderío.

Si estos significadores mencionados se hallan en distintos estados de lo que hemos dicho, disminuirá en consonancia todo lo que hemos dicho:

Si se halla Venus dañada, la Parte del Matrimonio en un término de infortuna, sin formar aspecto con su dispositor, y los regentes de las triplicidades en Casas cadentes y sin aspecto con Venus, significa que el nativo será desgraciado y miserable a causa del matrimonio o de las mujeres, o quizá no se case nunca, o que se le morirán las mujeres y se quedará solo, sin mujer.

Cuando el regente de la Casa VII se encuentra afortunado, apoderado, se halla en buen estado, en buen lugar, en recepción con el regente del signo en que se halla y formen buen aspecto con él las fortunas, en la Casa VII haya una fortuna, y la Parte del Matrimonio y su regente están ambos afortunados, significa buen matrimonio y feliz, con bien, provecho y alegría por razón del matrimonio y avenencia con su mujer.

Cuando es distinto de esto que decimos, significa daño, sufrimiento y pesar por el matrimonio, tardanza en casarse, desventura, y desacuerdo, especialmente cuando además, el regente de la Casa VII y la Parte del Matrimonio se encuentren en signos cardinales.


Cuando se encuentra esta Parte en uno de los cuartos de la figura y su regente en otro, el nativo se casará con más de una mujer y las abandonará yéndose a otra parte. Si se encuentra a salvo de las infortunas, el matrimonio será rápido.

Cuando el regente del Ascendente y la Parte del Matrimonio están ambos en signo mutable y Venus infortunada, significa también mudanza en asunto de mujeres y que no podrá quedarse con una.

Cuando la Parte del Matrimonio se encuentra dañada y también lo está su regente, significa perjuicio en el casamiento y que habrá en él pesares y desgracias, y que las mujeres con las que se casará serán malas. Si la Parte se encuentra en buen estado y aspectada por las fortunas, significa lo contrario.

Cuando se encuentra la Luna conjunta o en aspecto a la Parte del Matrimonio, significa que el nativo o nativa se casará con alguien de su mismo linaje.

Si la Parte del Matrimonio se halla en conjunción con Mercurio en un ángulo y en signo masculino, el nativo será sodomítico. Si Mercurio aspecta a la Parte y la Parte se encuentra en signo masculino, también significa lo mismo. Si Mercurio aspecta a la Parte, estando ésta en signo femenino, el nativo querrá mucho trato con las mujeres, disfrutará con ellas y las hará disfrutar a ellas.

Si la Parte del Matrimonio se halla en conjunción partil de un grado con Marte y forma aspecto con Mercurio, estando además Mercurio infortunado, significa que aquel nativo ahogará a las mujeres, las matará, las traicionará, las engañará o las poseerá con maldad y con traición.

Si la Parte del Matrimonio se encuentra en conjunción con la infortuna que la daña en un mismo signo, y la Luna está en la Casa VII con respecto al Ascendente o forma allí aspecto, significa que yacerá con su tía, hermana de su madre.

Pon atención a la Parte del Matrimonio y al regente de su lugar, y si los encuentras a ambos en los ángulos o en Casas sucedentes, salvos de las infortunas y de los daños y alcanzados de aspecto por las fortunas, significa que aquel nativo se casará bien, con una mujer buena, casta y hermosa.

Y cuando esta Parte y su regente se encuentran infortunados, significa mal y daño en relación con la Casa en que se hallan.

Si la Parte del Matrimonio y su dispositor están ambos en caída y en conjunción, en cuadratura u oposición a las infortunas, quiere decir mal matrimonio y que el nativo se casará con malas mujeres, putas o desvergonzadas, sobre todo si no tienen ningún aspecto de las fortunas.

Cuando el regente de la Parte del Matrimonio es una fortuna en movimiento directo, en posición angular o sucedente y está a salvo de las infortunas, quiere decir que el nativo se casará bien, con mujer buena, hermosa y sin ningún defecto.

Cuando el regente de esta Parte sea una infortuna o se encuentre caído, retrógrado o combusto, significa que el nativo hará mal casamiento y con mala mujer, o con mujer con algún defecto.

Cuando el regente de la Casa VII no haga aspecto a la Casa VII, ni el dispositor de la Luna a la Luna, ni el dispositor de la Parte del Matrimonio a dicha Parte, ni el dispositor de Venus a la propia Venus, quiere decir que el nativo aborrecerá el matrimonio y las mujeres.

Cuando se encuentra el regente de la Parte del Matrimonio en la Casa del matrimonio, significa que el nativo se casará en secreto:

Si el reg. de la Parte es Mercurio y éste se encuentra en la Casa VII, significa que el matrimonio se hará por burla y por escarnio.

Si es Venus quien se encuentra en dicha situación, significa que el matrimonio se realizará en estado de ebriedad y sin pleno consentimiento.

Cuando Marte es el regente de la Parte del Matrimonio y se halla en la Casa del matrimonio, se casará en secreto con mala mujer.

Y cuando el regente de la Parte del Matrimonio es Júpiter y se encuentra en la Casa del matrimonio, significa que se casará con una noble, famosa y rica.

Cuando el regente de esta Parte es Saturno y se encuentra en la Casa VII, se casará con mujer vieja.

Si esta Parte se encuentra en la Casa II, se casará con siervas y con mujeres de vil linaje.

Si se encuentra en la Casa III, se casará con mujer que ya mantuvo relación con algún pariente del nativo antes que con él. Si se encuentra infortunada en esa Casa, quiere decir que el nativo tendrá relaciones sexuales con sus hermanos y con sus hermanas.

Si se encuentra en la IV, se casará con su parienta, siendo mujer de buena ley y de buen mantener. Si se encuentra infortunada en esta Casa, significa que tendrá tratos sexuales con sus tías, las hermanas de su madre o con una mujer que haga el papel de madre. Si esta Parte se encuentra dañada en la Casa IV en signo femenino, significa que el nativo tendrá relaciones carnales con su madre.

Cuando se halla en Casa V, se casará con niña hermosa y de buen estatus. Si está infortunada en esta Casa, tendrá tratos sexuales con sus hijos.

Si se encuentra en la VI, significa lo mismo que si está en la Casa II. El regente de la Casa VII situado en esta Casa VI, indica también que se casará con una criada o una mujer de mal linaje o enferma, y lo mismo cabe esperar si allí se halla la Parte del Matrimonio, su regente, ambos o sólo uno de ellos. Cuando la Parte del Matrimonio se ubica en la Casa de los siervos o empleados, o la Parte de los Siervos o empleados en la Casa del matrimonio, significa que aquel nativo se casará con sirvientas o con mujeres viles y hará inadecuados y ruines matrimonios.

Si se encuentra en la VIII, le ocurrirán peligros a causa de mujeres.

Si se encuentra en la IX, se casará con mujer famosa y de noble linaje.

Si se encuentra en la XI, se casará con una mujer a la que antes amaba y tendrá con ella más hijas que hijos.

Si se encuentra en la XII, se casará con una mujer que tiene algún defecto. Si se encuentra allí infortunada, le ocurrirán desgracias y tristezas por causa de mujeres.

PREDICTIVA:

Cuando quieras conocer el tiempo en el que se casará el nativo, mira cuándo llega Júpiter al grado donde se encuentra la Parte del Matrimonio, o cuándo llega la Parte del Matrimonio al grado de Júpiter, o cuándo llega el regente de la Casa VII al grado del regente del Ascendente o al grado mismo del Ascendente, o cuándo llega Júpiter al grado de Venus: todos estos factores indican el matrimonio en aquel tiempo, dando un año a cada grado.

Cuando Júpiter aplique a esta Parte por progresiones, o aplique a ella por un aspecto apoderado y esta aplicación se produce en edad casadera, se casará en este tiempo.

HORARIA:

Sobre la pregunta de cuándo se realizará una boda que ha sufrido un retraso:

Busca la Parte del Matrimonio del varón si la pregunta la formula un hombre; o la Parte del Matrimonio de la mujer si la pregunta fue hecha por una mujer. Observa la posición de aquella Parte en cualquiera de los dos casos, y mide cuanto hay desde ella hasta el grado de Venus por los grados de las ascensiones, y lo que resulte considéralo como días.

Si hallas tanto a dicha Parte como a Venus en ángulo, significa brevedad y que más pronto se realizará la boda.

Sobre la pregunta de si me casaré y cuándo:

Observa cuando pasan Júpiter y Venus por el grado de dicha Parte en sus tránsitos, y di que en aquel tiempo será la boda, especialmente y más se afirmaría el juicio, si coincidiera con esto que llegue la progresión del Sol a Venus o a su orbe, y así, con estos aspectos, esta relación nunca concluirá.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DE LA MERCANCÍA

Tanto de día como de noche: Ascendente + Saturno/Mercurio.

Si está afortunada, o bien ella o bien su dispositor tienen alguna significación en las posesiones o en la Casa de los bienes (Casa II), le sucederán a esa persona situaciones provechosas y ganancias por comerciar, o por rentas de capital, o similar.

Pero si esta Parte está infortunada, significa que perderá todo o gran parte de su dinero en estas cosas y por los medios que dijimos.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DE LA MUERTE

Según Hermes: Ascendente + Saturno/cúspide de la Casa VIII.

Según Zaradest: Ascendente + Saturno/cúspide del Descendente.

La más aceptada: Tanto de día como de noche, Saturno + Luna/cúspide de la Casa VIII

Conocerás las causas de la muerte y la forma de morir observando el Ascendente, la Parte de la Muerte, el signo de la Casa VIII y sus respectivos regentes; los planetas situados en VIII, -fortunas e infortunas-, así como aquellos que se les unen por aspecto; observando el primer regente de la triplicidad de la Casa IV, el regente del término de la cúspide de la Casa VII, el octavo signo partiendo de la Luna y su regente y el octavo signo partiendo del Sol y su regente. Si hallas como regente de estos lugares que he mencionado un planeta, dos, tres o más y aquellos regentes se encuentran libres de las infortunas y de la combustión, siempre y cuando en la Casa VIII no haya una infortuna y la Casa VIII esté libre de aspectos de cuadratura u oposición con una infortuna, significa la salvación del nativo y que tendrá una muerte buena y hermosa.

Pero si hallas el almuten de los lugares mencionados, infortunado, retrógrado, combusto o en caída, indica muerte mala y desagradable.

Si los regentes y los significadores de la muerte se hallan en domicilio o exaltación y a salvo de las infortunas, el nativo morirá en su villa, en su hogar, tendrá una buena muerte, hermosa y sin sufrimiento.

Estando desterrados o en caída e infortunados, morirá lejos de su hogar y padecerá una muerte desdichada, penosa y llena de sufrimiento.

Si ocupan una Casa cadente, la muerte se producirá por caída desde un lugar elevado. Si se hallan en caída, la muerte sobrevendrá en pozos, lagunas o lugares contaminados.

Si se encuentran retrógrados, morirá por enfermedad cerebral o por las consecuencias que acarrean los estados de melancolía.

Hallándose combustos, sobrevendrá la muerte por insolación o asfixia, y significa que el hecho ocurrirá alrededor del verano o por razones afines.

Si la Parte de la Muerte ocupa un cuadrante de la figura y su regente otro, el nativo morirá fuera de su tierra. Estando esta Parte ocupando un ángulo y a salvo de las infortunas, morirá en su ciudad de muerte natural.

Si las infortunas, se encuentran al final la Casa VIII y se unen por aspecto a esta Parte, al nativo le matarán.

Estos son los indicadores de que el nativo morirá fuera de su villa, pobre y despreciado:

– Cuando coincida que la Parte de la Muerte esté en Casa IX.

– Si se encuentran tanto la Parte de la Muerte y su regente, como el regente de la Casa VIII en el Ascendente; o bien ocupando signos en los que el regente del Ascendente no tenga dignidad alguna.

Si el regente de esta Parte se encuentra en oposición al regente de Casa VIII y en signos enemigos, lo matarán.

Si la Parte o su regente se halla en la Casa III o en la IX, morirá fuera de su tierra.

Encontrándose en Casa V o en XI, morirá en la mejor época de su vida.

Estando en la Casa II, VIII, VI o XII, morirá por cuestiones de dinero, o a manos de sus enemigos, o preso.

Si se encuentra en la misma Casa VIII, morirá de muerte natural en las condiciones y del modo indicado por el signo que ocupa y por el signo en el que hallemos a su regente.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DE NAVEGAR

Para hallar la Parte de Andar por Agua o de la Navegación: Ascendente + Saturno/15º de Cáncer, y de noche al contrario.

Si esta Parte se encuentra con las fortunas en signos de agua, quiere decir que conseguirá lo que quiera viajando por agua y no recibirá daño alguno; pero si se ubica junto con las infortunas, encontrará en estos viajes y negocios pesadumbre y perjuicio.

Si Saturno se encuentra en el grado 15 de Cáncer, ése grado y el del Ascendente serán los significadores de este asunto; así que mira su situación con respecto a las fortunas y a las infortunas. Si juzgas con arreglo a esto, acertarás.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DE LOS PADRES

Ascendente + Sol/Saturno, de noche al contrario. Pero si Saturno está bajo los rayos, se ha de calcular: Ascendente + Sol/Júpiter, y de noche al contrario. (Así coincide con la Parte del Rey)

Has de saber que la Casa X del Ascendente es la significadora de los estados de la madre del nativo, y la IV de los estados del padre. En estos asuntos el Sol es el significador del padre, y la Luna de la madre. Todo cuanto aquí se dice, es aplicable a la Parte de la Madre, con la salvedad de que el Sol y Saturno son significadores del padre y la Luna y Venus, de la madre.

Cuando el Sol, el regente de la Casa de los padres y la Parte del Padre sean todos angulares, se hallen en buena posición y apoderados, y más aún si están en el Medio Cielo y están en sus domicilios, en su exaltación, en su término, en su triplicidad o en alguna de sus dignidades, el padre de aquel nativo será noble y de alto nivel, honorable y popular, poderoso y querido dentro de lo que corresponda a su linaje y a sus gentes.

Igualmente, cuando Saturno está en el Medio Cielo en los nacimientos nocturnos, tiene allí dignidad y está aspectado por las fortunas, y la Parte del Padre o su regente está afortunada, apoderada, fuerte y en buena situación, significa que el padre tendrá riqueza, altura moral, nobleza, buen estatus, poder y alto nivel, dentro de lo que corresponda a su linaje y según la persona que sea.

Cuando el Sol y los regentes de su triplicidad estén todos caídos o en mal estado y la Parte de los Padres se encuentre en la Casa VI sin que su regente le haga aspecto, el padre del nativo es siervo o llegará a serlo.

Mira la Parte del Padre y la Parte de la Madre, y aquella que esté infortunada o herida, combusta o caída, o en la Casa de la muerte- o veas alguna de ellas mejor que la otra en cuanto a firmeza o poder- significa que aquél de los padres cuya parte esté desafortunada y herida, morirá antes que el otro.

Y juzgarás de esta misma manera al Sol, a Saturno, a la Luna y a Venus; y si todos los significadores están infortunados, significa que morirán ambos, el padre y la madre, al mismo tiempo, por derrumbamiento de la casa, o por fuego, o por agua o por algo parecido.

Si el Sol en nacimientos diurnos, o Saturno en los nocturnos, el regente de la Casa IV -tanto en diurnos como en nocturnos- y la Parte del Padre forman todos aspecto de cuadratura o de oposición al Ascendente o a su regente, significa que el padre de ese nativo aborrecerá al hijo y lo querrá mal, y deseará y procurará que lo maten.

Si la Luna y la Parte de la Madre forman aspecto al Ascendente o a su regente de igual manera, quien aborrecerá al hijo y le deseará mal será la madre.

Si Saturno está formando aspecto al Sol y al Ascendente, y la Luna se lo forma al Ascendente, todos ellos con mal aspecto, y allí no forma aspecto ninguna fortuna apoderada desde buen y apoderado lugar, significa que el nativo será abandonado por los caminos y será expulsado de la casa de su padre y de su madre.

Cuando esta Parte o su regente están en los ángulos, significa fama, elevación y alto grado. Y si el regente de la Casa del Sol está en ángulo, y sobre todo si ese ángulo es el Ascendente o la Casa X, el padre tendrá buen nombre y alteza.

Si la Parte y su regente están afortunados, es significación de buena situación del padre en su vida y buena andadura para ganarse el sustento diario.

Si la parte y su regente están conjuntos al regente de la Casa IV e infortunados, es señal de mal estatus del padre, sufrimiento y enfermedad.

También mira el estado de la madre a través de su Parte, igual que miras el estado del padre por la suya.

Cuando el regente del término del Sol y el regente del término de la Luna estén bajo los rayos o en mal lugar, son determinantes de pobreza y mal estado de los padres.

Cuando la Parte del Padre esté en término de Marte (en cartas diurnas), o en término de Saturno (en cartas nocturnas), y Saturno o Marte (según sea el caso) esté formándo aspecto de cuadratura u oposición a la Parte, y no haya aspectos de Júpiter ni de Venus, el padre tendrá perjuicios y conflicto a causa del hijo y quizá el nativo destruirá su villa. Y si se trata del Sol, en lugar de la Parte, en la configuración que dijimos, significa que ese nativo matará a su padre.

Si quien está en esta configuración es la Parte de la Madre, el perjuicio a causa del hijo le sucederá a la madre. Si es la Luna la que está tal como dijimos, en lugar de la Parte, el hijo matará a su madre.

Cuando la duodenaria de Júpiter concurra en el Ascendente de algún nativo, significa nobleza y poder de sus padres.Y si la Parte de los Padres está también allí, quiere decir lo mismo. Si el signo es femenino, atribúyeselo a la madre.

Cuando la Parte del Padre o la de la Madre estén en el Descendente, significa pobreza y servidumbre de la persona a la cual representa la Parte que esté allí, y lo mismo significa si está en la Casa VIII sin aspectos del Sol, en este último caso, es significación de poca vida de los padres y que habrán de morir pronto.

También, si la Parte del Padre está en la Casa II, o en la VI, o en la VIII, o en la XII, significa disminución y pobreza del padre.

Si alguno de los regentes de estas dos Partes está en la Casa XI del Ascendente, el nativo será enemigo de su padre y de su madre, y especialmente si el regente del Ascendente está en oposición al regente de la Parte, o está en la Casa doceava contada a partir de la Parte en cuestión.

Cuando los rayos de Saturno, en cualquier aspecto o conjunción, apliquen antes a la Parte del Padre que a la de la Madre, juzga que el padre morirá antes. Y si aplican antes a la Parte de la Madre que a la del Padre, juzga que la madre morirá antes que el padre.

Si el regente de la Parte del Padre está sobre el horizonte y el regente de la Parte de la Madre bajo el horizonte, di que la madre morirá antes que el padre y si es al revés, di lo contario.

Si los regentes de las dos Partes están ambos sobre la tierra o ambos bajo la tierra, mira cuál de ellos tiene al Sol elevado sobre su Casa X, y di que aquél morirá antes que el otro.

Y si ambos están en un mismo signo y en el mismo grado, mira el regente de su término y, si está en signo masculino infortunado, di que morirá antes el padre, y si está de infortunado en signo femenino, será la madre.

Cuando la Parte de Fortuna esté infortunada o combusta en signo masculino, juzga que el padre morirá antes que la madre. Y si esta configuración se produce en signo femenino, la madre morirá antes que el padre.

Observa el séptimo signo a partir de la Parte del Padre, y si encuentras a su regente junto al regente de la Parte del Padre, juzga que el padre ama a su mujer y a sus cuñados.

Llevarás a la Parte del Padre y a la de la Madre progresándolas en sentido zodiacal, o progresarás al Sol (en nacimientos diurnos) y a Saturno (en los nocturnos) para saber del padre; y harás lo mismo con la Luna y con Venus para saber de la madre, y llevarás estas progresiones hasta las cuadraturas y las oposiciones, dando a cada grado un año. Y aquél de ellos que alcance al grado de la infortuna que mata, en aquel año le sobrevendrá, al progenitor correspondiente, dificultades o destrucción.

PREDICCIÓN AÑOS DE VIDA DE LOS PADRES A TRAVÉS DEL TEMA NATAL DEL HIJO:

Se tendrá en cuenta al Sol y a Saturno, escogiendo el mejor situado de ellos como hileg del padre. Si ninguno de ellos es conveniente como hileg, tomaremos la Parte del Padre y si ésta está angular o sucedente y aspectada por alguno de sus regentes, la tomaremos como hileg, y al planeta que le forma aspecto, como alcocoden. Pero si la Parte está en Casa cadente o no es conveniente, el grado de la Casa IV será hileg, y el planeta que le forme aspecto, alcocoden. En los nacimientos nocturnos se hace igual, pero empezando por Saturno, antes que por el Sol.

Cuando, por estos cálculos, conozcas el hileg y el alcocoden, fíjate en el alcocoden y, si lo encuentras angular, directo, no combusto y sin aspectos de las infortunas, entonces dará sus años medianos, o quizá la mitad de sus años mayores, y sumarás a ello lo que le añadan las fortunas, siempre que éstas le formen aspecto desde buenos lugares y le estén recibiendo. Pero los planetas no pueden, después de nacer los hijos, dar sus años mayores a los padres.

Si alguna de las infortunas forma aspecto al alcocoden, le resta tres quintos de sus años menores. Y si está combusta, habrá que restar tantos meses como el número de sus años menores. Y si además de combusta, está retrógrada, la resta será de días. Y si además está en su caída, resta horas.

Hay sabios que no toman en cuenta a los regentes del hileg y toman el hileg del padre y de la madre, los progresan y lo interpretan.

EN REVOLUCIONES SOLARES:

Cuando el Sol, la Luna y la Parte de los Padres estén con Marte o le formen aspecto de cuadratura u oposición, y los regentes de sus respectivos lugares estén infortunados, juzga que el padre morirá aquel año. Y si tal configuración se produce en la revolución de algún año, juzga también que los padres de ese nativo morirán ese año, sobre todo si alguna de las luminarias está en la Casa de los padres.

Si las luminarias están infortunadas y conjuntas a Marte, mientras que la Parte de los Padres y su regente están en buena posición y aspectados por las fortunas desde buenos lugares, juzga, por el infortunio del Sol, que el padre tendrá mal y perjuicio de parte del rey, y por el infortunio de la Luna que tendrá mal y daño por enfermedades de su cuerpo, sobre todo si la revolución es diurna y Marte forma aspecto al Sol; o si es nocturna y es Saturno el que aspecta a la Luna; o si Saturno está conjunto a la Luna en la carta natal.

Si el Sol y la Luna están en la Casa VII o en la IV inofortunados por conjunción, cuadratura u oposición de las infortunas, dictamina que los padres morirán aquel año, sobre todo si las luminarias están también infotrtuadas en el radical del nacimiento y la Parte del Padre también infortunada en la revolución, ya que entonces la determinación será más próxima y firme.

Si este infortunio afecta al Sol, da ese dictámen para el padre, y si afecta a la Luna, dictaminarás esa desgracia para la madre.

HORARIA:

Para la pregunta de su un niño es o no hijo de aquél a quien se le atribuye:

Si la Parte de los Padres está haciendo cualquier tipo de aspecto o de contacto con la Parte del Nacimiento (de la Vida), o la recibe de término o de exaltación o de triplicidad, significa que el que ha nacido es verdaderamente hijo de aquel padre. En caso contrario, no es hijo suyo, ni su nacimiento le reportará felicidad.

Si el nacimiento ocurrió de noche y ni el regente del Ascendente, ni la Luna, hacen ningún tipo de contacto ni de aspecto con Saturno, ni con la Parte de los Padres, significa que el padre es engañado con respecto al niño, ya que no es suyo.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DE LA PAZ

Tanto de día como de noche, Ascendente + Luna/Mercurio. (Coincide con la Parte de los amigos)

La Parte de la Paz sólo viene mencionada en la astrología horaria; se utiliza para saber si los dos bandos contendientes firmarán o no la paz y de ser así, en qué momento ocurrirá.

Si los regentes de la triplicidad de la Parte de la Paz se encuentran en buenos lugares y al menos uno de ellos está en conjunción o aspectado por una fortuna, significa que vendrá la paz y se firmará.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DEL PLANETA MATADOR

Ascendente+ Luna/cúspide del Ascendente, y al contrario en natividades nocturnas.

Si esta Parte recibe aspecto de la Luna en su cabo, estando la Luna infortunada, matarán al nativo. Si además está situada en un signo de miembros cortados, que son Aries, Tauro, Leo y Piscis, lo han de matar con una espada o lo mutilarán. Si la Luna está en la situación descrita, pero no se encuentra infortunada, lo mutilarán pero no lo matarán.

Cuando el regente de la Parte del Planeta Matador y el regente de la Casa VIII se infortunan entre sí, lo matarán a espada.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DE LOS PLEITOS Y LOS CONTRINCANTES

Ascendente + Marte/Sol, de noche al contrario.

Cuando la Parte de los Pleitos se encuentra infortunada, le sobrevendrán pesares y tropiezos en sus pleitos.

Si esta Parte se ubica en el Ascendente o está conjunta al regente del Ascendente, o en alguno de los ángulos aspectando al regente del Ascendente de cuadratura, significa que tendrá muchos pleitos. Si se encuentra afortunada, sacará de ello bien y provecho. Si Júpiter aspecta al regente del Ascendente o tiene con él algún tipo de relación, significa que él saldrá bien parado de ello y vencedor.

Y cuando se encuentra la Parte de los Pleitos conjunta con el regente de la Casa VII en el Ascendente, quiere decir que el nativo será pleiteador y mantenedor de razón ante el rey.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DE LA PROFESIÓN Y DEL REINO

A): Ascendente + Marte/Luna, de noche al contrario.

B): Cúspide del Medio Cielo +Sol/Luna, de noche al contrario.

C): Ascendente +Saturno/Luna, tanto de día como de noche.

Esta Parte significa también reino, poder, valía del nativo y los trabajos de los que se ocupa. Si esta Parte y su regente se encuentran en buen estado y están afortunados, significa que el nativo tendrá prestigio, valía y altos cargos, y se ocupará de trabajos y obras buenas. Si se encuentra en Géminis, Virgo o en alguno de los signos que significan maña y maestría, el nativo será apreciado y honorable por su buen hacer artesanal, y de sus manos saldrán cosas que los reyes necesitarán y pagarán, siendo apreciado por ellos por estos quehaceres. Si además esta Parte tiene alguna relación con los significadores de la Casa II, ganará muchas riquezas, pero si se encuentra haciendo aspecto separativo de aquellos significadores, será pobre, de manera que no conseguirá más que su sustento.

Observa la Parte de las Maestrías y a su regente y si hallas a ambos en buenos lugares y a salvo de las infortunas, significa que el nativo tendrá siempre trabajo.

Y también, cuando el regente del Ascendente y el regente de la Parte de las Maestrías estén en los ángulos y a salvo de las infortunas, significa que el nativo tendrá mucha actividad y no estará nunca sin hacer nada.

Cuando la Parte del Rey o la Parte de las Maestrías se encuentran en un cuadrante del tema, y su regente se encuentra en otro cuadrante, significa que el nativo trabajará en cosas relacionadas con viajes o fuera de su lugar de nacimiento.

Si el regente de la Parte tiene alguna dignidad en el signo en el que se encuentra, significa que el nativo se establecerá lejos de su tierra natal y conseguirá la ciudadanía de esa villa.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DE LAS PROPIEDADES:

A) Según Hermes: Ascendente + Saturno/Luna

B) Cúspide de Casa IV + regente de Casa IV/Saturno. Pero si Saturno es el regente de la Casa IV sería: Cúspide de Casa IV + Cúspide de Casa IV/Saturno, (de noche al contrario)

Se utiliza en Horaria sobre propiedades inmuebles.

En la pregunta de si una finca dará o no rendimientos:

Cuando quieras saber el estado de una finca, si será fértil o se volverá baldía, observa: si hallas en la Casa IV a las infortunas apoderadas o peregrinas, significa que la propiedad que se compra se volverá infértil y se estropeará, también significa lo mismo el hallar al regente de la Casa IV retrógrado, infortunado o en Casa cadente o en su signo de caída; pero si las fortunas están peregrinas o apoderadas en la Casa IV, significa que la propiedad será fértil y mejorará.

Si el grado de esta Parte y el grado de su regente están infortunados, significa esterilidad e infertilidad de aquella propiedad, pero si por el contrario los halláramos aspectados por las fortunas, indica su enriquecimiento y fertilidad.

Sobre la pregunta de si me venderán o no un inmueble:

Si esta Parte y su regente hacen aspecto aplicativo al regente de la VII y éste los recibe, se hará la venta.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DE LA RELIGIÓN

Ascendente + Luna/Mercurio, y al contrario en nacimiento nocturno.

Se relaciona con las convicciones morales y religiosas del nativo.

La Parte de la Religión es otro de los significadores que hay que tener en cuenta en aquello que se refiere a la Casa IX.

Si la Parte misma o su regente se encuentra junto con el regente del Ascendente, o con el almuten, o con cualquiera de los significadores del Ascendente, indica que el nativo será religioso, justo y casto, especialmente si Júpiter hace conjunción o aspecta ya a la Parte o ya a alguno de los significadores mencionados.

Las fortunas siempre producen bien, sobre todo cuando la Parte por sí misma y su regente están afortunados; y al contrario ocurre con las infortunas.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DEL REY

Ascendente +Sol/Saturno, y de noche al contrario. En el caso de que Saturno se encuentre bajo los rayos: Asc.+Sol/Júpiter, y de noche al contrario. (Coincide con la Parte del Padre)

Esta Parte significa la honra, el prestigio y los títulos honoríficos del nativo, pues si tiene relación con el regente del Medio Cielo y con el regente del Ascendente, el nativo tendrá mucho poder y gran prestigio. Si esta Parte se encuentra en un signo en el que el regente del Ascendente tiene alguna dignidad, significa que el nativo vencerá a sus contrincantes.

Fíjate en el signo de la Casa X y su regente, en la Parte del Rey y su regente y en el Sol (para nacimientos diurnos) y en Saturno en elos nacimientos nocturnos, y mira cuál de ellos tiene más dignidades y cuál es el más poderoso, o cuál es el máximo dispositor de todos ellos, y si ése está en su domicilio y entre él y el regente del Ascendente hay aspecto aplicativo, o alguna relación, o alguna conveniencia, significa que el nativo obtendrá prestigio del rey y conseguirá de él bien y ventura. Pero si entre ellos no hay aspecto ninguno, ni ninguna relación, ni ninguna conveniencia, el nativo será apartado del rey y no obtendrá ni de él ni por él, ganancia alguna.

Cualquier nativo que tenga en su nacimiento en el Medio Cielo al Sol, o a la Parte del Rey, o a la Parte de la Fortuna o a los regentes de la triplicidad del Sol en nacimiento diurno, o los de la Luna en nacimiento nocturno, cualquiera de ellos, llegará a reinar y a tener poder, alcanzará un gran nivel: dicho señorío o reinado dependerá del poder del planeta o de la Parte correspondiente, de sus debilidades y sus mejorías, y también de la relación que tenga con el regente del Ascendente: si hay recepción con él, o si por el contrario no están en recepción.

Cuando la Parte del Rey o la Parte de las Maestrías se encuentran en un cuadrante del tema, y su regente se encuentra en otro cuadrante, significa que el nativo trabajará en cosas relacionadas con viajes o fuera de su lugar de nacimiento. Si el regente de la Parte tiene alguna dignidad en el signo en el que se encuentra, significa que el nativo se establecerá lejos de su tierra natal y conseguirá la ciudadanía de esa villa.

Cuando el signo del Medio Cielo sea signo de fuego, y sobre todo si se trata de Leo o Aries, y se encuentra el Sol en él, si la Parte del Rey concurriera allí y además están ambos formando aspecto con las fortunas, significa sin duda ninguna que el nativo será rey.

Cuando la Parte de la Fortuna se encuentra en buen lugar, en uno de los signos de los reyes, y se encuentra el Sol en el Medio Cielo en un lugar de prestigio y en buen estado con respecto al Ascendente, siempre que la Parte del Rey esté bien y con mejorías y las fortunas formando allí aspecto, el nativo será rey.

Si las infortunas forman allí aspecto, en las configuraciones que dijimos, no tendrán poder para rebajar mucho el estatus del nativo, ni para ponerle en bajo estatus, ni para envilecerle, pero rebajarán su prestigio, de tal modo que no llegará a ser rey, pero será de la nobleza y mandará sobre gentes, o será alcalde de algunas villas y castillos y tendrá poder y honores para mandar y para prohibir.

Cuando se encuentra la Parte del Rey en alguno de los domicilios de Marte y la aspecta Marte desde buen y apoderado lugar, y tanto la Parte como Marte están en lugares altos -de los de los reyes- con el Sol formándoles aspecto, y la Parte de Fortuna se halla en buen lugar y bien aspectada por las fortunas -éstas últimas desde buenos y apoderados lugares-, aquel nativo será señor de caballeros y caudillo de huestes y de batallas e irá con caballeros y con huestes a combatir a los enemigos del reino, será seguro, sus actos se regirán por buenos consejos, vencerá, será bien encaminado en sus batallas, entenderá de batallas, muy hábil para ello y buen estratega.

Si forman allí aspecto las infortunas, ocurrirá que lo mismo pero a más bajo nivel, de tal manera que el nativo llegará a ser señor de algunos caballeros. Si todos estos significadores se encuentran bajos, será caballero de un escudo o será agente de la justicia o peón del algüacil o cualquier cosa que se le asemeje.

Cuando el regente del Ascendente está en el signo del Medio Cielo, siendo aquel signo su domicilio, su exaltación, su término o su triplicidad, allí está formando aspecto el Sol desde buen y apoderado lugar, y tanto la Parte del rey como la Parte de la Fortuna se encuentran en buenos y apoderados lugares, el nativo tendrá honores, alteza y nobleza en su lugar y en su tierra, tendrá autoridad y mandará en la villa en la cual nació.

Si aquel signo además es fijo y no forma aspecto con ninguna infortuna que le dañe, su mandato en la villa durará mientras viva.

Cuando la Parte del Rey y el regente de la Casa X, ambos o uno de ellos, se encuentran en el Ascendente, el nativo tendrá el señorío y el poder en su juventud.

Si se encuentra en el Medio Cielo, lo tendrá en su madurez.

Si se encuentra en la Casa VII, lo tendrá en su vejez y al final de su vida.

Y también dirás esto último mismo si se encuentra en la IV, pues el Ascendente significa la juventud y el comienzo de la vida, y la Casa IV significa el fin de la vida; la Casa VII significa la vejez y la decrepitud.

Cuando Júpiter se encuentra en buen lugar, apoderado, está en el signo del Medio Cielo, formando aspecto con la Parte del Rey -estando ésta última en buen y apoderado lugar, y en recepción con su dispositor-; y la Parte de la Fortuna se encuentra en buen lugar, aspectada también por su regente y allí forma aspecto el Sol (que es el significador del rey en general), significa que el nativo será alcalde o juez, y que tendrá sentido común y será sosegado y cabal.

Debes saber que si Mercurio no se une por aspecto a Júpiter, no tendrá buena suerte en la escribanía, ni en la contabilidad, ni en la aritmética.

De la misma forma, Mercurio no tendrá significación en lo referente a reino y a señorío si no está unido al Sol y se une por aspecto a la Parte del Rey.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DE LA DIGNIDAD

Ascendente + Parte del Reino y de la Profesión/Júpiter, tanto de día como de noche.

Otra fórmula: Ascendente + Sol/Parte del Reino y la Profesión -o Júpiter- (de entre la Parte del Reino y Júpiter, se escoge al que quede más cerca del Sol)

Indica, a quien sea de linaje real, cuándo podrá reinar, o a cualquier persona cuándo podrá alcanzar la dignidad que le pertenece. Cuando llegue Júpiter a aquel grado, o cuando llegue el Sol por los grados del las progresiones, entonces reinará aquel que es de ascendencia real, o alcanzará la dignidad que le es propia la persona en cuestión.

HORARIA:

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DE PERDER EL CARGO

Saturno + Sol/Júpiter.

Cuando llegue Marte al grado de esta Parte, entonces será cuando perderá el cargo.

Si quieres saber cuántos años permanecerá en el cargo, cuenta los grados que hay desde el regente del signo de la exaltación del Ascendente hasta el regente del signo donde se halle la Parte de la Fortuna. Calcula cada grado como un año, y según resulte esa cuenta así ha de durar en aquel cargo o territorio dicha persona.

Si los signos en que se hallan ubicados estos dos planetas son signos fijos, o el regente del signo de exaltación del Ascendente y el regente del signo en el que se encuentra la Parte de la Fortuna están situados en ángulo o en Casas sucedentes, deben contarse los grados como meses; si los signos en los que están son cardinales o están en Casas cadentes, el tiempo se contará en días.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DE RECUPERAR EL CARGO

Ascendente + Sol/Júpiter.

Indica en qué momento puede recuperar su cargo aquél que lo perdió.

Cuando el Sol o Júpiter lleguen a dicha Parte, será cuando recupere esa persona su cargo o dignidad.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DE LOS LUGARES SOBRE LOS QUE SE EJERCERÁ EL CARGO

Ascendente + Marte/Luna, y de noche al contrario.

Se observa en qué Casa y en qué signo cae esta Parte para luego averiguar qué territorios, villas o términos están regidos por dicho signo, pues sobre uno de ellos habrá de ejercerse el cargo.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

LA PARTE DEL SESO, DE LA ALTA REFLEXIÓN Y DE LA RAZÓN (PARS SENSUS ET PROFUNDI COGITATUS ATQUE RATIONIS)

Según Abumaxar, esta Parte se calcula: Ascendente + Mercurio/Marte, y de noche al contrario.

Según Hermes: Ascendente + Saturno/Mercurio, y de noche al contrario. (Esta fórmula parece más acorde con la naturaleza de los planetas involucrados)

Cuando esta Parte y su regente estén con el regente del Ascendente, o el regente de la Parte tenga alguna dignidad en el signo Ascendente, y además Mercurio les haga buen aspecto, significa que el nacido razonará bien, aprenderá bien, hará entender con facilidad lo que quiere decir y tendrá buena cabeza.

Si Marte hace aspecto al regente del Ascendente y a la Parte, será entendido, agudo y de ardiente corazón.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DE LOS SIERVOS O EMPLEADOS, DE LOS RECADEROS Y MENSAJEROS: Ascendente + Mercurio/Luna, tanto de día como de noche.

Para lo que tenga que ver con servidumbre, fíjate en el regente de la Casa VI, la Parte de los Siervos o empleados y su regente, Mercurio y el planeta presente en la Casa VI -si hay uno o dos-; mira luego qué relación tienen con el regente del Ascendente y según sean buenos o malos aspectos, juzga según encuentres a los principales significadores y los testimonios más apoderados y así no se te escapará nada.

Para criados, empleados y subordinados, verás en qué signo está la Casa VI, su regente y el lugar que ocupa en el horóscopo y si hay planetas fortunas o infortunas en la Casa VI. También verás la Parte de los Siervos o empleados y todo lo concerniente al lugar de Mercurio, porque él es el significador de los servidores.

Si la Parte de los Siervos y su regente se encuentran en buenos lugares y con aspecto de las fortunas, y las infortunas están apartadas de ellos, indica que tendrá muchos siervos o empleados y será feliz en ello.

Si la Parte y su regente se encuentran infortunados o caídos y sin aspecto de fortunas, significa desventura del nativo por causa de los que le sirven y que tendrá pesares por ellos.

POR PROGRESIONES:

Nacimiento que tenía su Casa VI a 28º de Libra, su hileg estaba en el grado 20 de Virgo y la Parte de los Siervos en oposición al regente del Ascendente, y el regente de la Parte en oposición al Ascendente, cuando llegó la progresión del hileg al grado de la Casa VI, sus siervos lo ahogaron y murió.

HORARIA:

En la pregunta de si comprarán o contratarán un siervo:

Cuando te pregunten por un siervo o cautivo que quieren comprar y si se hará aquella compra o no, observa al regente del Ascendente y la Luna, si ambos se encuentran formando aspecto aplicativo al regente de la sexta Casa; o se encuentran el regente del Ascendente o la Luna en la sexta Casa; o el regente de esta Casa en el Ascendente; o que haya un planeta que una sus luces (que haga aspecto puente entre ambos) o que lleve la luz del uno al otro, juzga que aquella compra se realizará y el demandante obtendrá aquel siervo y que el cautivo será de su propiedad. Si no hallas nada de esto juzga que no.

En la pregunta de si los siervos le serán leales:

Observa al regente de la Casa VI y al de la Parte de los Siervos y si aquella Parte de los Siervos o el regente de su Casa se encuentran en el Ascendente, o formando aspecto aplicativo al regente del Ascendente, o éste a ellos, juzga según encuentres estas cosas.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DEL TÉRMINO O DEL FINAL DE LAS COSAS

Ascendente +Saturno/regente del signo donde se produjo la conjunción u oposición Sol/Luna anterior al nacimiento.

Si esta Parte o su regente se encuentran en conjunción al regente del Ascendente y ambos están infortunados, el nativo padecerá graves enfermedades y sufrirá penurias en su cuerpo y en su economía de manera que tal vez llegue a destruirse, o poco menos.

PREDICTIVA:

Cuando el año de la revolución, o el grado de la división de los años lleguen a esta Parte o a su regente, le sobrevendrán males físicos y económicos.

El momento del año en que se ha de temer que el nativo muera, se arruine o reciba daños físicos se calcula por los tránsitos que esta Parte reciba.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DE LOS VIAJES

Ascendente + regente de la Casa IX/Cúspide de Casa IX.

Hallarás información sobre los viajes a partir del signo de la Casa IX, de su regente, del planeta ocupante y de Marte; de la Parte de los Viajes y del regente de ésta. Si la mayoría de ellos son fortunas, o el de mayor dominio se encuentra afortunado, o aplicando al regente del Ascenden­te, o viceversa, nos hablará de buenos viajes, con alegrías y buen provecho y ganancias.

Pero si la mayor parte de ellos son infortunas, o el de mayor dominio se encuentra infortunado y aplica al regente del Ascendente o éste aplicándole a él, esto significa malos viajes, con perjuicio y con esfuerzo.

Después, mira cuál de todos estos es el planeta dominante, el que se encuentra mejor situado y más firme: si tiene alguna relación o aspecto con el regente del Ascendente, significa que el nativo será de espíritu viajero, y se trasladará y hará mudanzas de un sitio a otro.

Pero si no hay entre ellos ningún aspecto ni relación beneficiosa, quiere decir que el nativo será sedentario, vivirá en su tierra natal y preferirá el reposo a los cambios.

Cuando el regente de la Casa IX es un planeta con apoder y afortunado, se encuentra en su domicilio, su exaltación o su triplicidad y en recepción con su dispositor; y también la Parte de los Viajes se encuentra bien situada en el horóscopo, si además hay alguna fortuna en la Casa IX o en la III, esto quiere decir que el nativo hará buenos viajes, alegres y seguros, en los que ganará bienes y riquezas, una buena situación y buena fama.

Y cuando el regente de la Casa IX no tiene dignidad, se encuentra en caída, sin recepción, infortunado, y fuera de sus dignidades, significa que el nativo hará malos viajes, costosos y penosos; y se alejará de su tierra sin sacar por ello ventajas ni beneficios.

Si esta Parte se encuentra en un cuadrante del horóscopo y su regente en otro, es índice de muchos viajes, muy variados y a muy diversos destinos.

Si el regente de la Casa IX, la Parte de los Viajes y su regente, Marte y Júpiter; si todos ellos o la mayoría se encuentran en signos de agua, quiere decir que la mayor parte de los viajes se harán por agua. Si se encuentran en signos de tierra, sus viajes serán por tierra; si en signos cuadrúpe­dos irá a caballo, y a pie si se hallan en signos humanos.

Cuando la Parte de los Viajes sea angular y esté en conjunción al regente del Ascendente o a la Luna, al nativo le gustarán los viajes.

También significa muchos viajes cuando esta Parte es angular, si además está afortunada, ganará en ellos. Pero si se encuentra infortunada, le robarán o le prenderán por los caminos.

Cuando la Parte de los Viajes esté en conjunción con Marte y el regente de dicha Parte esté en oposición a su propio domicilio, el nativo hará muchos viajes, pero enfermará en ellos.

Si esta Parte se encuentra en las Casas VI o XII, y se encuentra infortunada, le harán preso, le atarán y le encarcelarán, y caerá enfermo en sus viajes.

HORARIA:

En la pregunta de cúando se realizará el viaje:

Una de las determinaciones para saber el momento en que se hará el viaje consiste en calcular los grados que faltan para que sea partil el aspecto entre el regente del Ascendente, o la Luna (cualquiera de ellos), con la Parte de los Viajes. Aunque para este asunto hay que tener siempre en cuenta al regente de la Casa IX.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DE LA VICTORIA, DE LA BUENA ANDANZA, DEL ESCAPAMIENTO Y DE LA DEFENSA

Ascendente + Parte de la Celada/Júpiter, y de noche al contrario.

Esta es la Parte de Júpiter, y significa escapar, vencer y proteger; significa ser justo y paciente, significa también la Ley y la rectitud, el ser diligente en los actos y juicioso con las personas, las cosas con buen fin, las casas de oración y las situaciones claras y sin engaño.

Si se halla la Parte de la Buena Andanza y de la Victoria conjunta al regente del Ascendente, señala que el nativo saldrá bien parado y será vencedor en sus pleitos.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL

PARTE DE LA VIDA

Ascendente + Júpiter/Saturno, y de noche al contrario.

Esta Parte es significadora del estado del cuerpo, pues si se encuentra en buena posición, en buen lugar y afortunada, quiere decir larga vida, salud en el cuerpo y alegría en el espíritu.

Si se encuentra en posición diferente, será al contrario.

Dijo el sabio que escribió el libro llamado “Enzireth”, que los signos del Sol son los masculinos y los signos femeninos son los de la Luna, por ello cuando calcules la Parte de la Vida, mira si recae en un signo de los del Sol, que son Leo, Virgo, Libra, Escorpio, Sagitario y Capricornio, porque si en alguno de ellos estuviera el Sol, será el significador y tendrá la regencia. Pero si está en alguno de los signos de la Luna, que son todos los demás, será la Luna la significadora y ella tendrá la regencia.

Si esta Parte cae en un signo de los del Sol y está bajo sus rayos, este nativo tendrá poca vida.

Si el regente del término donde esté la Parte (de la Vida), está con el significador, o le hace aspecto, ése será el alcocoden.

Ten en cuenta al regente del término y al regente del signo donde esté la Parte de la Vida y los aspectos que tiene con el Sol y la Luna, qué lugar ocupan ambos en el nacimiento, diurno o nocturno, y qué testimonio tienen con respecto a sus regentes. Con todo ello tendrás indicaciones sobre los años. Pues si el regente de ese signo está caído y el regente del término saliendo del aspecto separativo, o está en la Casa XII, el nativo no tendrá significador, ni alcocoden y será de corta vida.

Dirige en sentido zodical, como en las progresiones, el grado en el que se sitúa la Parte de la Vida y llévalo a las fortunas, a las infortunas y a sus rayos, igual que haces el atacir a los grados del hileg. Darás a cada grado un año, tal como se hace para el atacir. Allí se explica de qué forma se hace atacir a cada grado en los cuartos (del cielo) y cómo hay que llevarlo a través de los signos, dando a cada signo un año. Cuando llega a las infortunas, será de mal significado, de acuerdo al poder del planeta al que llegue y teniendo en cuenta el signo en que esté ese planeta, y cuando llegue al rompimiento, corta.

LAS PARTES ARÁBIGAS EN LA ASTROLOGÍA TRADICIONAL


PARTE DE LA VOLUNTAD Y LA JUSTICIA

Ascendente + Parte de la Celada/Venus, tanto de día como de noche. (Se trata de la Parte de la Ley y el texto la interpreta de igual forma)

Quand prendre une ?


L’Homme clé se définit comme toute personne ayant un rôle capitale dans l’activité de la structure. Chaque entreprise doit recenser ses personnalités clés selon sa situation.

Le risque assuré consiste en la perte pécuniaire consécutive au décès ou à l’incapacité de « l’homme clé » assuré (seule l’incapacité d’une durée au minimum équivalente à 3 mois est prise en compte indique l’administration). L’indemnisation de l’entreprise doit être établie en utilisation de la perte d’exploitation subie (exemple : outil d’un taux d’un taux de marge brute à la diminution du chiffre d’affaires constaté.

L’entreprise doit perdre définitivement la disposition des primes versées (le contrat ne doit pas consacrer de nécessaire si le risque ne se produit pas à son échéance, ni valeur de rachat)

L’assurance homme-clé

Vous-même ou l’un de vos partenaires joue une importance essentielle d’homme-clé dans la vie de votre entreprise ?

Si, pour des raisons d’incapacité temporaire, d’invalidité permanente, totale ou de décès, cette ou ces personnes deviennent temporairement ou durablement indisponibles, et si cette indisponibilité met en péril l’organisation, et même la durabilité de la structure, l’assurance professionnelle homme-clé protège votre entreprise en compensant votre perte de chiffre d’affaires.

À la totalité des entreprises composées au minimum de 2 personnes, dont l’une est l’homme-clé : le dirigeant d’entreprise et au moins un salarié.

L’homme-clé peut être par exemple un collaborateur détenant un savoir-faire obligatoire ou un dirigeant réel dans une petite ou moyenne entreprise.

La meilleure assurance décès des collaborateurs en entreprise pour vous assister en cas de décès de dirigeant en entreprise et pallier les dommages causés avec un dédommagement .

4.6 (97%) 54 votes